Boxeo

La conquista mundial de Ferino V pasa hoy por Gran Bretaña

12/05/2017

En lo alto de la báscula, Ferino V dio ayer 145.9 libras, el equivalente a 66,1 kilogramos. Objetivo cumplido para asaltar esta noche (22.00 horas, en directo por Gol Tv) el doble desafío que le espera ante Sam Eggington: la defensa del título de la EBU y la conquista del cinturón del Consejo Mundial.

En la ciudad inglesa de Birmingham la expectación es total. El ídolo local, a su vez una de las grandes esperanzas del boxeo británico, quiere derrocar al campeón continental y, para lograrlo, contará con el apoyo de un pabellón a reventar.

El Barclaycard Arena tiene una capacidad oficial para 15.800 espectadores y no hay previsión de butacas libres. Claro que enfrente estará el púgil grancanario Ferino V, con una sola derrota en 25 peleas y que llega a la cita estelar de su carrera pletórico de confianza y optimismo.

Atrás quedan semanas interminables de preparación a las órdenes del preparador argentino Gabi Sarmiento, entrenador de entrenadores, y él mismo reconoce que está a nivel de capacitación «insuperable».

Anfitrión acreditado y ambiente hostil van a requerir la mejor versión del estilista teldense, conjurado para disparar su prestigio al infinito. Todo pasa por salir vencedor hoy.

«Respeto a Eggington. Pero el respeto no me va a impedir desarrollar mi mejor boxeo y saltar al ring convencido de que será un gran día para mí. El sacrificio realizado para llegar hasta aquí ha sido inhumano y no pienso dejar escapar esta grandísima oportunidad», admite desde Inglaterra Ferino V, al que acompaña una comitiva con familiares y amigos, entre los que destaca el campeón olímpico en Barcelona 92 Juan Carlos Lemus.

En las apuestas se valora el buen estado del británico Sam Eggington, que viene de noquear al púgil norteamericano Paulie Malignaggi con un gancho terrible al hígado para hacerse con el cetro mundial que esta noche pondrá en juego, como el mayor cuajo que posee Ferino V, habituado a la máxima presión y con sobradas muestras de jerarquía en los momentos culminantes. El isleño puede proseguir agigantando su leyenda.