Panorámica del Metropole. / c7

El CN Metropole anuncia que entra en concurso de acreedores

El presidente de la entidad firma un comunicado en el que informa de que la situación financiera es «crítica» y obliga a tomar «decisiones de esta índole»

CANARIAS7 Las Palmas de Gran Canaria

El Club Natación Metropole ha emitido hoy un comunicado oficial, firmado por su presidente, en el que informa de que, debido a su situación económica, realizará un expediente de regulación de empleo y entrará en concurso de acreedores. Este es el comunicado íntegro:

«Ante la situación de incapacidad para atender los compromisos corrientes de pago a los que se enfrenta nuestra entidad, nos vemos obligados a comunicarles la necesidad de instrumentar procedimientos administrativos y jurídicos para buscar soluciones que determinen la continuidad del Club Natación Metropole.

En estos momentos, nuestras cuentas padecen la cruda realidad de las consecuencias históricas derivadas de las anteriores decisiones en la política de sueldos o la exención de cuotas, que añadido al desgarro provocado por el COVID 19, el incremento de precio de los costes por la inflación, la pérdida de socios, el rechazo al plan de viabilidad propuesto por esta junta directiva en la última Junta Extraordinaria del 15 de Julio, han terminado por conducir al Club a un cuadro de explotación inviable. Los gastos superan a los ingresos, y no nos podemos enfrentar a esto solos. Necesitamos el compromiso y la corresponsabilidad de los socios.

Recalcamos que la situación financiera del Club es crítica. El desfase económico mensual es de más 60.000 euros -de los cuales el incremento de la factura eléctrica supera el 60% de esta cifra-. Por lo tanto, ante el aviso del corte del suministro eléctrico por impago (triplicado desde inicio de año, lo que supondrá un exceso superior a los 300.000€ en este ejercicio 2022) nos impulsa a comunicar la realidad económica en la que estamos inmersos.

El complicado estado en el que se encuentra nuestra entidad nos apremia a continuar con una línea de actuación que comprenda la reducción de los costes de actividad ; en este sentido debemos considerar suprimir costes de los servicios de las empresas que cubren la portería, la limpieza de los vestuarios, el gimnasio y el socorrismo, entre otros. La situación es extrema y, por ello, tenemos que tomar decisiones de esta índole.

Por otro lado, es necesaria la racionalización de los salarios y de personal -no dimensionados a la situación actual que padecemos-, la supresión de una o algunas secciones deportivas más deficitarias -superan el medio millón de euros en pérdidas- y otras medidas que se están terminando de concretar para su implementación. De este modo, el procedimiento administrativo de Expediente de Regulación de Empleo y el Concurso de Acreedores se hacen inevitables como medidas que puedan ayudar a solventar la situación actual.

Continuaremos trabajando para revertir la situación, pero deben comprender que no es posible una solución sin capitalización y, por ello, debemos asumir las consecuencias de las decisiones adoptadas en las últimas Asambleas«.