Camarero, viviendo con intensidad cada partido. / guaguas

«La gente se está enganchando al Guaguas. Lo noto cada vez más»

Sergio Miguel Camarero, entrenador del equipo grancanario, líder invicto de la Superliga, se felicita por el creciente apoyo de la grada

Ignacio S. Acedo
IGNACIO S. ACEDO Las Palmas de Gran Canaria

El caminar imparable del Guaguas, líder invicto en la Superliga tras ocho jornadas, comienza a tener efecto en las gradas del CID. «Cada vez viene más gente a vernos y los que prueban repiten», observa complacido Sergio Miguel Camarero, entrenador e institución de la casa y que sabe como nadie medir el barómetro popular . Él conoció, en los tiempos dorados, lo que era competir con un pabellón lleno a reventar. Y, salvando las comparaciones, opina que esas ambientaciones inolvidables en la Avenida Marítima están al venir dado el rendimiento impoluto de su equipo, que a las victorias une un compromiso por la causa que le hace sentirse «orgulloso» y, a la vez, «seguro» de que tanta entrega «se va a traducir en muchas alegrías».

–Partidazo este sábado frente al Teruel, segundo clasificado, y en casa. ¿Que coincida con el derbi de la UD va a notarse en la afluencia de público?

–Creo que hay sitio para todos. Nosotros tenemos nuestro público bien definido y cada vez más fidelizado. Es normal que siendo nuestro partido a las 19.30 horas y que antes haya baloncesto y justo después fútbol muchos aficionados se puedan plantear no venir a vernos a nosotros. Pero estamos muy contentos del apoyo que notamos. El domingo pasado, frente al Boiro, hubo una entrada realmente buena. Y, anteriormente, con el Barcelona, siendo el encuentro televisado, vinieron 2.000 personas. Venimos de una pandemia durísima y que va a requerir tiempo a la hora de ir recuperando la asistencia de público a los eventos deportivos.

-Su presidente está empeñado en que volverán a llenar el CID. ¿Es factible?

-Yo no me preocuparía tanto de llenarlo como de lograr que la gente se enganche a nosotros. Y eso está sucediendo. Lo demás llega solo. Prefiero tener varias entradas al CID buenas que un lleno y luego que vengan pocas personas. El club ha trabajado muy seriamente en conformar un proyecto sólido. Desde que volvimos, además de ganar títulos, hemos ido creciendo sin parar. Ahora, sin ir más lejos, tenemos una plantilla magnífica, con jugadores comprometidos, que saben desarrollar nuestro plan estratégico, le ponen espíritu y, con la calidad que tienen, la recompensa de los resultados es lo siguiente. Siempre digo que los partidos son un reflejo de los entrenamientos. Este equipo juega como trabaja a diario. Y a diario todos se dejan la piel en cada entrenamiento. Si siguen así, sin duda que la afición seguirá volcándose con nosotros porque, cada vez más, notamos su apoyo y aliento. Por eso queremos brindarles muchas alegrías en esta temporada.

-¿Es un incentivo más ese calor creciente de los seguidores del que habla?

-Sin duda. Por experiencia propia puedo decir que cuando estás en la pista y notas que la gente está contigo te creces. Y eso es lo que ahora le sucede al equipo. Cada vez percibimos más ese apoyo que tan valioso es. Es parte esencial para que podamos rendir y pelear por los objetivos. Y vamos a ir a más seguro porque, repito, estos jugadores van a seguir al mismo nivel, siendo inconformistas cada jornada. Ahora recuperamos a Brandon Rattray, una gran noticia para el grupo porque seremos más fuertes con él.

-¿Seguir invictos a estas alturas del calendario cómo se digiere? ¿Genera más satisfacción que ansiedad?

-No conozco a nadie al que no le guste ganar. Y es lo que estamos haciendo. Eso nos refuerza, nos hace sentirnos seguros de que estamos en la línea a seguir porque, por mucho que te esfuerces, al final lo que mandan son los resultados. Y este Guaguas tiene las dos cosas: se esfuerza y, además, gana. Sabemos que en algún momento puede llegar la derrota en la Superliga. Pero lo que queremos es retrasar al máximo ese momento. Y, cuando llegue, que esperemos que tarde todo lo posible, tener la madurez suficiente para superarla. Así será, no me cabe ninguna duda.

-Viene el Teruel, test de los que gusta afrontar...

-Es el segundo clasificado, lleva cinco encuentros sin perder y nos va a obligar a estar muy atentos a cada instante del partido. Es un rival de los mejores. Pero a mis jugadores le van estos retos. Será un encuentro complicado, pero estamos del todo preparados y, si hacemos nuestro trabajo, los puntos se quedarán en casa. Confío plenamente en la capacidad del equipo siempre.

-Resalta su satisfacción por el grupo humano y profesional que tiene. ¿Cuál es la clave para esta sintonía y la perfecta integración de los nuevos?

-Hay un vestuario muy sano y todos tienen claro que lo principal es el bien del equipo, que hay que sumar para que el colectivo sea lo que prevalezca por encima de las individualidades. Nos llevamos muy bien, nos ayudamos... Lo decía antes y lo repito: me siento muy orgulloso de entrenar a este Guaguas. Todavía tenemos margen para seguir creciendo, para perfeccionar pequeños detalles y seguro que será así a medida que transcurra el calendario.