Borrar
Directo El Parlamento, a favor de una tasa para acceder a espacios naturales protegidos
Hernán Santana, durante un partido con el CD Mensajero esta campaña. C7
«Siempre supe que me cruzaría en el camino del Mensajero»

Entrevista a Hernán Santana

«Siempre supe que me cruzaría en el camino del Mensajero»

Fútbol ·

El centrocampista, «muy feliz» en La Palma, analiza la temporada del equipo de García Pimienta y recuerda «con orgullo» los éxitos que logró en la UD Las Palmas

Iván Martín Chacón

Las Palmas de Gran Canaria

Miércoles, 27 de marzo 2024, 16:34

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Hernán Santana (La Palma, 1990), con 35 partidos en Primera División a su espalda, ha vuelto a recuperar la ilusión por el fútbol en la Isla Bonita. Gracias al equipo que le vio nacer, el CD Mensajero. Después de su periplo por la UD (2012-2018), con un ascenso a Primera División incluido, y tras dar por finalizada su andadura por India y China, ha decidido volver a casa para intentar salvar la categoría con el club de Santa Cruz de La Palma en Segunda RFEF.

–¿Qué significa el CD Mensajero para Hernán Santana?

–Significa todo para mí. Es el equipo de mi sangre. Mi tío, Moisés Trujillo, vivió la época dorada del Mensajero y ahora yo estoy muy orgulloso de pertenecer a esta gran familia. En abril de 2023 acabo mi etapa en Asia y decido cerrar ese ciclo. Al tiempo que se abre la puerta del Mensajero. Yo siempre supe que nuestros caminos se iban a cruzar en algún momento. No sabía cuándo ni cómo, pero al final se dio este año. Ahora estoy aquí para seguir sumando y lograr algo casi imposible, la permanencia en Segunda RFEF. Cuando llego se destituye al entrenador con solo siete puntos en 15 jornadas. Revertir la situación era difícil, pero con mi llegada, la de Yoni Oujo, Tana y algunos jugadores que cambiaron de actitud, ha propiciado una mejora notable.

–¿El vestuario confía en mantener la categoría?

–Es muy complicado. Estamos a 10 puntos del playout faltando 18 puntos en juego. Sin embargo, nosotros estamos contentos porque el equipo ha dado un cambio de imagen significativo con respecto al inicio de curso. Una pena que se empezara tan mal porque esos puntos nos están influyendo ahora en la recta final.

-¿Qué hará el próximo año?

-Mi mente está aquí. Mientras haya opciones y los puntos den opciones vamos a pelear la salvación partido a partido. Es verdad que este año no hemos tenido eficacia de cara a puerta y nos han castigado mucho. En mi mente sigue la ambición de querer seguir jugando al fútbol al máximo nivel posible. Acabo temporada en La Palma y ya todos saben que mi idea es seguir jugando lo más arriba posible, por lo que tendré que buscar un nuevo destino y un proyecto atractivo para seguir jugando a buen nivel.

-¿Su relación con Yoni Oujo?, ambos salidos de la UD.

-Nos conocíamos de antes, entendemos el fútbol del mismo modo. Oujo me ha sorprendido gratamente. El concepto que el lleva es el que conozco a la perfección: UD Las Palmas, y todo lo que ello conlleva. Fue bastante fácil mi adaptación para ponernos manos a la obra. Logramos esa simbiosis, que el Mensajero cambiara la cara y ser uno de los equipos respetados dentro de la categoría, algo que no se consigue fácilmente.

-En sus planes está el seguir a un alto nivel futbolístico.

-¿Colgar las botas? No entra en mis planes. Tengo 33 años y la verdad que siento que me queda fútbol para rato.

-Algún recuerdo memorable en la UD Las Palmas, ¿sabría decir el más preciado?

-Son muchísimos (entre risas). El más preciado puede ser el del ascenso a Primera. Pero tengo desde mi debut con el primer equipo, mi primer gol, la diana en el Santiago Bernabéu, el ascenso... son recuerdos memorables para mí y los míos. Si me tengo que quedar con alguno me quedo con el del ascenso después de tantos intentos. El que la sigue la consigue y el equipo lo logró. Llevaba 12 años en Segunda División y el ambiente fue muy bonito. Se le devolvió la ilusión a la gente por ver al equipo en la élite. Fue un sueño cumplido, porque hizo feliz a muchísima gente. Un ascenso engloba a todos.

-Aquel 5-3 frente al Real Zaragoza en el Gran Canaria...

-Sí, grato recuerdo. La gente habla de ese partido con el paso del tiempo como si el gol hubiera sido mío. Sin embargo, fue de Roque que me acompañó en esa locura de jugada. Cuando encajamos gol con siete jugadores de campo y viendo la situación de los jugadores del Zaragoza me atreví... fue algo instintivo. Nos dio la tranquilidad que necesitábamos en aquel momento. A veces echo la vista atrás y miro con orgullo todo lo que viví con mi equipo, con la UD Las Palmas. La gente me tiene mucho cariño. Soy un privilegiado.

-¿Cómo ve la temporada que está realizando el equipo de García Pimienta?

-Lo veo un equipo que generó muy buenas expectativas a principio de liga, jugando bien e incluso llegándose a hablar de jugar en Europa el año que viene. Aspirar a la parte alta de la tabla. Pero la Primera División es una categoría muy complicada. Te viene el Almería que no ha ganado ni un partido y pam. La gente se desilusiona un poco pero por la expectativa tan grande que se creó en la primera vuelta de la temporada. Lo cierto es que todos hubieran firmado un año así en el regreso a la élite. Solo falta certificar la permanencia un año más en la máxima categoría del fútbol español.

-¿Tiene pensado volver a Gran Canaria y vincularse de algún modo a la UD Las Palmas?

-No sé las vueltas que puede dar la vida. Aún sigo un poco centrado en la parte de mi carrera como futbolista pero quién sabe. Yo dejo la puerta abierta, Las Palmas es mi casa y el club que me vio crecer, que me educó y formó. Entonces creo que sería el lugar ideal para empezar en mi andadura fuera de los terrenos de juego ya sea en los banquillos o en la dirección deportiva del club.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios