Copa de Campeones Pre-bejamín y Benjamín

Se lo pasaron en grande hablando solo de fútbol

10/06/2019

Villa de Santa Brígida y Unión Deportiva Las Palmas se proclamaron brillantes campeones absolutos de Primera Categoría y Preferente.

ETIQUETAS:

Había que vivir la jornada con alegría y así se hizo. Los que intervinieron en el juego y quienes por las circunstancias no pudieron hacerlo. Todos estuvieron presentes en un evento que pudo ser el único que disputen en su trayectoria deportiva. La alegría con que los chiquillos llegaron al Mundial 82 contagiaba.

No importaba quien tuviese enfundada la camiseta ni el color de la misma. El estar en esta sede organizada al detalle por el Atlético Gran. Canaria era el premio que buscaban. Los seguidores y los no seguidores de los equipos participantes así lo reconocían al final de cada partido.

Para abrir boca en esta Copa de Campeones el viernes hubo cuatro confrotaciones. Doramas A-Villa de Santa Brígida; San Juan B-Goleta A; Atlético GC B-Carrizal y Doramas B-Corazón de María B. Los chiquillos, verdaderos protagonistas de esta fin de semana lo vivieron con gran intensidad. Era para muchos su primera experiencia en este tipo de competición.

El campo Mundial 82 de Jinámar acogió una jornada festiva para los más jóvenes del fútbol en Gran Canaria. / <b>Antonio Martel </b>
El campo Mundial 82 de Jinámar acogió una jornada festiva para los más jóvenes del fútbol en Gran Canaria. / Antonio Martel

Divertida fue sin duda la fiesta que se vivió en las gradas. Se notaba el ambiente festivo que todos quisieron darle a estos partidos que premiaba el trabajo que habían realizado. En la mañana del sábado más de lo mismo.

Diversión a tope con las evoluciones del Guanarteme y Villa Santa Brígida en la primera semifinal donde los satauteños dejaron claro que van a pelear por el título tras vencer por 1-8. Iker (3), Alex de la Rosa (2), Carlos, Darío y Javi fueron los anotadores satauteños, y José el del honor del Guanarteme.

En la segunda semifinal, el Carrizal se impuso al Goleta Labrantes A por 2-5 en un partido lleno de alternativas, en el que los blanquillos supieron aprovechar las oportunidades que se le presentaron. Los goles de Carlos y Diego para los aurquenses no pudieron contrarrestar los logrados por Rodrigo (2); Samu (2) y Pablo.

El Corazón de María estuvo expectante a lo que acontecía en la jornada sabatina. De lo que sucedió en el terreno de juego salieron sus rivales que en la mañana de ayer se esforzaron por hacerse con el título de campeón absoluto de la categoría.