Borrar
Última hora Piden especial precaución por un accidente en la entrada del Julio Luengo
Los futbolistas de Alemania, incrédulos en la derrota ante Japón REUTERS
Mundial Qatar 2022: La prensa alemana ya se «teme lo peor» ante España: «La situación amenaza con ser un ridículo histórico»
Mundial Qatar 2022

La prensa alemana ya se «teme lo peor» ante España: «La situación amenaza con ser un ridículo histórico»

Los medios germanos ven en los cambios de Flick el origen de la derrota

Juan CArlos BArrena

Corresponsal en berlín

Jueves, 24 de noviembre 2022, 09:45

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

El pesimismo y los malos augurios se han apoderado de la prensa alemana tras la derrota de su selección ante Japón en el primer encuentro disputado en el mundial de Qatar. Todos los rotativos hacen mención a la catástrofe de Moscú hace cuatro años, cuando el conjunto germano tuvo que retornar antes de tiempo a casa tras hacer el ridículo en la fase de grupos. Todos subrayan que Alemania se jugará el todo o nada el domingo próximo ante España, equipo que es elogiado por su convincente y demoledor estreno ante Costa Rica y al que temen por su enorme ambición. Y todos citan al mismo culpable para el desastre de este miércoles.

«La derrota de Flick», titula sin tapujos el semanario Der Spiegel en referencia al seleccionador nacional Hansi Flick, mientras Die Zeit encabeza su crónica con el titular «Decisiones fatales en el banquillo», el Frankfurter Allgemeine (FAZ) lo hace con «Un error fatal» y el tabloide Bild explica «Como Flick la cagó en su estreno mundial». El primero lo resume en las tres frases que siguen a su titular y encabezan su análisis: «Alemania se mostró durante largo tiempo superior en su primer partido del mundial contra Japón. Luego el preparador nacional Hansi Flick cambió a sus dos mejores jugadores. Ahora el equipo se encuentra a punto de abandonar el torneo prematuramente».

«Como hace cuatro años tras el 0 a 1 contra México los alemanes se encuentran de nuevo con la espalda contra la pared» y que se decida su futuro contra España el domingo próximo «es la noticia más intranquilizadora que se podía esperar a la vista de que el equipo (alemán) no ofreció la prueba de que es un candidato a metas altas en este torneo», escribe el FAZ para el que «las señales tras las primeras impresiones apuntan a un hundimiento más que a un giro espectacular».

Para Die Zeit «los problemas defensivos alemanes no son algo visible desde esta semana, sino que se arrastran desde hace al menos cuatro años» como confirmaron los dos efectivos contrataques nipones que dieron la vuelta al marcador y «hacen temer lo peor» para su próxima confrontación ante el «juego rápido y ofensivo» desarrollado por la selección española. «Quizás entonces haya que taparse más los ojos que la boca con la mano», señala el rotativo en referencia al gesto de los jugadores del equipo alemán con el que condenaron la censura de la FIFA antes de iniciarse el partido.

«Entre los jugadores y el equipo técnico reina una decepción brutal», cita Bild a Flick, aunque subraya que «el propio seleccionador tiene la culpa de lo sucedido por realizar los cambios de Gündogan y Müller. Nueve minutos después del doble cambio se produjo el empate y ocho minutos más tarde el 1 a 2», añade el diario. «Un partido del mundial basta para perder toda la confianza», es la frase con la que el periódico Die Welt explica el estado de ánimo de la selección y la afición alemanas después de que «la antigua potencia mundial del fútbol» perdiera el partido contra Japón. «La situación de partida es más que preocupante ante la amenaza de un ridículo histórico», sentencia el diario de Berlín.

«No solo el rendimiento de la defensa fue motivo de conversación tras el pitido final, sino también el deficiente aprovechamiento de oportunidades. Serge Gnabry, Jamal Musiala y Gündogan desperdiciaron ocasiones de oro», señala Die Welt, que pone en duda el optimismo de Flick ante el compromiso con el once español. «En lo que se refiere a España, no tenemos precisamente buenos recuerdos. En la última ocasión a finales de 2020 se produjo la catástrofe del 6-0 en Sevilla y en los dos duelos anteriores empatamos a uno. Un empate el domingo sería demasiado poco y una derrota la marcha segura», reconoce el mismo diario.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios