Diego Pablo Simeone, durante la rueda de prensa. / Foto: Efe | Vídeo: Atlas

Jornada 6

Simeone: «Soy afortunado por tener jugadores entregados a una causa»

El técnico del Atlético confirma la presencia de Oblak en el derbi y regatea la polémica sobre los bailes de Vinicius: «Es la sociedad que tenemos»

Óscar Bellot
ÓSCAR BELLOT Madrid

Diego Pablo Simeone afronta su 37º derbi capitalino como entrenador del Atlético. Un registro estratosférico en estos tiempos en los que todo suele resultar efímero. Pese a que su equipo arrastra un comienzo de temporada irregular y hay quienes incluso comienzan a cuestionar su otrora intocable figura, el argentino tiene motivos para sentirse orgulloso de su dilatada trayectoria al frente de la nave colchonera y agradecido a aquellos con quienes comparte el día a día. «Creo que el tiempo va relacionado con los resultados, al gran trabajo de parte del club dando la posibilidad de tener grandes futbolistas y por tener jugadores muy comprometidos. Soy un afortunado como entrenador haber tenido tantos jugadores y vivir transiciones para seguir manteniendo lo más difícil, que es tener jugadores entregados a una causa. Soy un afortunado», aseveró en la previa del duelo que medirá a su equipo con el Real Madrid en el Metropolitano.

El Cholo elogió al líder, que llega invicto a la cita. «El rival tiene un equipo extraordinario con futbolistas jóvenes que están haciendo la transición de los que rindieron a gran nivel en estos años. Es un gran equipo que tiene la costumbre de estar siempre cerca de ganar. Tenemos que llevar el partido a donde más nos interesa», señaló el técnico del Atlético, que confirmó la presencia bajo palos de Jan Oblak, ausente en los dos últimos partidos de su equipo como consecuencia del traumatismo en el muslo que sufrió en San Sebastián. «Sí, va estar», adelantó sobre el guardameta esloveno.

El encuentro viene precedido por la polémica desatada a raíz de los bailes con los que Vinicius celebra sus goles y la advertencia de Koke al extremo brasileño del Real Madrid. El bonaerense no quiere que los ánimos se enciendan más de lo que ya están y, por ello, eludió entrar al trapo. «Me centro en lo que me ocupa como entrenador, en buscar los caminos para hacer buen partido en un derbi que siempre es especial para nosotros y los aficionados y en jugarlo como nos ocupa desde el lugar que tenemos», manifestó. Sobre si se ha sacado de madre el asunto, más de lo mismo. «Vivimos en una sociedad en la que estamos incluidos todos, somos personas todos y es la sociedad que tenemos», atajó.

Pese a los cinco puntos que separan a los dos contrincantes en la tabla y las diferentes sensaciones que transmiten unos y otros, un viejo zorro como Simeone sabe que este tipo de encuentros son diferentes y advierte de que puede pasar cualquier cosa. «Siempre pienso que en los grandes partidos y en los derbis es importante cómo llegues, pero en el momento que empieza el partido es una historia nueva. Todo está muy bien hasta que el árbitro arranca. Es una película nueva de la que no sabemos el final, por eso es tan divertido este juego», resaltó.

Habló, por último, del caso Griezmann, protagonista de buena parte de los focos en el bando rojiblanco en este inicio de temporada. «Entendemos que Morata y Joao están muy bien y que Griezmann lo está haciendo muy bien en los 30 minutos que juega. Nos da otro paso, posesión en ataque, jerarquía y mejor sociedad en ataque», comentó sobre el atacante francés.