Karim Benzema se retira del Santiago Bernabéu. / EP

Jornada 22

Benzema se lesiona a once días del duelo de Copa en San Mamés

El máximo goleador del Madrid pidió al cambio en el minuto 60 por unas fuertes molestias en los isquiotibiales de la pierna izquierda, a tres semanas de París

AMADOR GÓMEZ Madrid

Víctima de unas fuertes molestias en los músculos isquiotibiales de la pierna izquierda, Karim Benzema pidió el cambio en el minuto 60 del partido del Real Madrid contra el Elche. El máximo goleador del equipo blanco se lesionó a once días del duelo de cuartos de final de Copa contra el Athletic en San Mamés (el 3 de febrero) y a tres semanas de la ida de octavos de la Champions frente a PSG en el Parque de los Príncipes, el día 15. El Madrid esperará 48 horas para determinar el alcance de la lesión de su estrella, que el martes será sometido a las pruebas médicas pertinentes, con la preocupación de que pueda sufrir una rotura muscular.

En principio, Benzema pidió la sustitución a Carlo Ancelotti, «por precaución», para no arriesgarse a una lesión de mayor gravedad. «Es un problema en el isquio. No es lo mismo de San Sebastián. Ojalá podeamos recuperale pronto», deseó con prudencia el técnico del Real Madrid tras el empate ante el Elche.

A principios de diciembre Benzema se tuvo que retirar en el minuto 16 del partido del Real Madrid contra la Real Sociedad en San Sebastián por unas molestias musculares. Entonces no hubo rotura y descansó contra el Inter en la Liga de Campeones tres días más tarde, para reaparecer el siguiente fin de semana en el derbi contra el Atlético (2-0) en el que abrió el camino al triunfo con un gran gol.

La buena noticia para el Real Madrid es que ahora hay un parón en la Liga y no volverá a jugar hasta el 3 de febrero en la Copa en San Mamés, aunque es seria duda para entonces. El futbolista francés y el Madrid confían en que los resultados de la resonancia a la que será sometido no releven una lesión importante y esté recuperado a tiempo para ese choque y esté disponible también en París.

Sorprendentemente, Benzema falló ante el Elche un penalti que hubiese dado ventaja al Real Madrid, pero Ancelotti se congratuló de la capacidad del equipo para al menos empatar en el tiempo añadido. «Normalmente estos partidos se pierden y hemos sabido sacar un punto. El equipo ha luchado siempre, hasta el final, y por eso hemos sacado un punto. No ha sido un buen partido, pero que hayamos sacado este punto es una buena sñal para la plantilla», reconoció el entrenador italiano. «Quizás sí acusamos el cansancio. Ellos con el 0-1 jugaron su partido y empezaron con pérdidas de tiempo», apuntó Ancelotti.