Gavi marca el paso del Barça

Al club azulgrana le urge la renovación de su última gran perla, que no activará su cláusula de rescisión de 50 millones

DANIEL PANERO

El Barça podría estar cerca de dar carpetazo final a uno de los culebrones de los últimos meses. La entidad que preside Joan Laporta ya no está preocupada por los cantos de sirena que ha recibido Gavi en el mercado de fichajes y confía en llegar a un acuerdo en los próximos días para ampliar el contrato que liga al futbolista con el equipo culé hasta el 30 de junio de 2023.

«Somos optimistas: queremos que Gavi continúe. El jugador y su representante quieren también. Estamos cerca de llegar a un acuerdo», dijo Laporta el pasado sábado en la Federación de Peñas de Asturias y Cantabria. Ese día el presidente culé esbozó una sonrisa y dejó entrever que el culebrón estaba cerca de tocar a su fin. El tira y afloja alrededor del futbolista, de solo 17 años, estaba más cerca que nunca de acabar y el resultado tenía que ser necesariamente el de continuar como azulgrana.

Apenas unos días después las señales que manda el entorno del futbolista van orientadas hacia ese final, el de la renovación. El centrocampista no activará bajo ningún concepto la cláusula de rescisión de 50 millones con la que compraría su carta de libertad y así se lo ha hecho saber su representante, Iván de la Peña, a los equipos que podían estar interesados en su contratación. Gavi no irá por ese dinero ni al Liverpool, ni al Manchester City, ni al Manchester United, los tres gigantes de la Premier League que estaban tras sus pasos y que más inquietaban al Barcelona en la carrera por la renovación.

La intención de Gavi es la de quedarse en el Barcelona y seguir creciendo al amparo de Xavi Hernández, uno de los principales valedores, junto a Ronald Koeman y Luis Enrique, de la aparición fulgurante que el jugador ha tenido en el panorama del fútbol europeo. El futbolista de Los Palacios (Sevilla) ha disputado esta temporada, la de su debut, un total de 3.074 minutos divididos en 43 partidos, una continuidad fundamental para un jugador de su edad, y lo ha hecho además en un equipo del más alto nivel.

El acercamiento entre ambas posturas por la renovación llega después de que la situación se pusiera tensa. Laporta lanzó con bala a De la Peña a finales de mayo. «Tiene una oferta sobre la mesa y aún no tenemos constancia de que la haya aceptado. Es una situación que nos duele», afirmó, mientras que el representante aseguraba que no había recibido dicha propuesta. La situación llegó incluso hasta Luis Enrique, que no se mordió la lengua en la última concentración de la selección. «Gavi tiene que mejorar dentro y fuera del campo», un mensaje encriptado que podría ir dedicado a la incertidumbre que vive el futbolista respecto a su renovación en los últimos meses.

La posible renovación de Gavi sería un apartado más en la intención del Barcelona de retener a todas sus jóvenes promesas. El pasado año el club culé centró todos sus esfuerzos en mantener a jugadores claves para el futuro de la entidad como Pedri, Ansu Fati o Ronald Araujo. Los tres pasaron por las oficinas del club para ampliar su contrato y salieron de allí con un cláusula de rescisión de mil millones de euros, una cifra inabordable para los grandes transatlánticos del fútbol europeo y una cantidad que el Barça espera repetir si logra certificar la renovación de Gavi.

Despedida de Alves

Mientras la renovación de Gavi va por buen camino, Dani Alves se despidió ayer del club azulgrana a través de un comunicado en sus redes sociales, después de asumir que no había oferta de renovación sobre la mesa y su contrato concluye el próximo 30 de junio. Su lugar en el lateral diestro lo ocuparán Sergiño Dest, Sergi Roberto y un posible fichaje que debería ser una oportunidad de mercado. El Barça sigue en este sentido esperando a que se resuelva la situación de César Azpilicueta, jugador que termina contrato este mismo verano y por el que podrían lanzarse una vez termine su vínculo con el Chelsea.