Jornada 19

El mejor Barça se aferra a la Liga

Con una hora de juego fantástico, el equipo azulgrana vence a la Real Sociedad con remontada, aunque sufre al final por la falta de gol

MIGUEL OLMEDA

El mejor Barcelona de la temporada se impuso al líder de la Liga en el Camp Nou. Ronald Koeman por fin parece haber dado con la tecla del 4-3-3, y durante una hora el conjunto azulgrana se exhibió en la presión, el contragolpe y el dominio del balón, aunque la falta de gol estuvo a punto de costarle la victoria en un tramo final que solo tuvo dos colores, los de la Real Sociedad de Imanol Alguacil.

En su condición de líder, y nada intimidada por visitar un estadio en el que no gana desde 1991, la Real Sociedad saltó al Camp Nou con intención de dominar, de acosar al Barcelona con una presión alta. Ocurrió que el conjunto azulgrana no solo aceptó el envite, sino que dobló la apuesta, y el resultado fue un inicio frenético con los dos equipos buscando el gol continuamente mediante ataques verticales.

El Barcelona pareció más cómodo en el torbellino. De Jong, Pedri y Messi lanzaron a un equipo que amenazaba con desmarques interiores, pero que hacía daño por las bandas. En una cabalgada desde la izquierda, Jordi Alba encontró a Griezmann en el segundo palo, aunque el francés no acertó a portería; y una subida de Dest por la derecha acabó en la cabeza de Pedri, cuyo testarazo picado salió rozando el poste.

2 Barcelona

Ter Stegen, Dest, Araujo, Mingueza (Lenglet, min. 79), Jordi Alba, Pedri (Pjanic, min. 74), Busquets (Aleñá, min. 66), De Jong, Griezmann (Trincao, min. 66), Messi y Braithwaite.

1 Real Sociedad

Remiro, Gorosabel, Zubeldia, Le Normand (Sagnan, min. 85), Monreal, Guevara (Barrenetxea, min. 56), Zubimendi, Merino, Januzaj (Navarro, min. 56), Willian José y Portu (Isak, min. 64).

  • goles: 0-1: min. 28, Willian José. 1-1: min. 31, Jordi Alba. 2-1: min. 43, De Jong.

  • árbitro: Sánchez Martínez (Murciano). Amonestó a Busquets y Trincao, del Barcelona; y a Januzaj, Barrenetxea y Le Normand, de la Real Sociedad.

  • incidencias: Partido adelantado correspondiente a la jornada 19 de Liga disputado en el Camp Nou, a puerta cerrada.

Sin embargo, sería la Real Sociedad quien golpease primero. Lo hizo Willian José a la salida de un córner, empujando en el área pequeña un pase de Portu tras hacer la pared con Le Normand. Pese al 0-1, el Barcelona no había concedido oportunidades, con una actuación muy seria de la inédita pareja formada por Araujo y Mingueza. Los jóvenes centrales, ambos de 21 años, ya le han comido la tostada a Lenglet y a Umtiti.

Por primera vez en esta temporada, el Barça reaccionó como es debido al gol en contra. En realidad, el equipo azulgrana no cambió su propuesta de juego y sometió a la Real, cada vez más descoordinada en la presión. Solo tres minutos después del 0-1, llegaría el empate: Zubimendi metió la pierna para desviar un pase atrás de Griezmann al corazón del área y Jordi Alba enganchó un derechazo perfecto a la escuadra.

No quedó ahí el esfuerzo local, que se puso por delante antes del descanso. En la primera, Griezmann le robó la cartera a Guevara y se estrelló con el larguero, forzado tras regatear a Remiro, que le había cerrado hacia su pierna diestra, la mala. Poco después, Braithwaite desaprovechaba el mano a mano que le había regalado Pedri tras combinar con Messi, disparando altísimo cuando tenía todo a su favor. A la tercera, el Barcelona culminó la remontada, no lo había conseguido aún este curso, con un remate a placer de De Jong a pase de Jordi Alba.

Reacción 'txuri-urdin'

De los vestuarios salió la Real Sociedad con mejor cara que en la primera, ajustando la presión y adueñándose de la pelota. Pese a ello, el conjunto donostiarra no inquietaría a Ter Stegen. Es más, pudo incluso sufrir un castigo mayor en las botas de un ex. Inexplicablemente, Griezmann remató hacia atrás sobre la línea de gol un centro raso de Jordi Alba tras una posesión eterna del Barcelona. El francés tuvo la del perdón casi inmediatamente, pero Remiro aguantó a la perfección para tapar el palo corto.

En la última media hora se intensificaría el dominio de la Real. En su único error del partido, Mingueza permitió a Isak encarar a Ter Stegen con todo a favor. Sin embargo, al sueco se le hizo de noche y Pedri apareció desde atrás para rebañarle la pelota, aunque el canario acabó golpeándose con el poste y tuvo que ser sustituido.

Al Barcelona se le agotó la gasolina para presionar o contragolpear en los minutos finales, y tampoco pudo hacerse con el balón, al punto de arriesgar los tres puntos encajonado en su área. Ter Stegen salvó el triunfo con un paradón al remate a quemarropa de Isak tras un rechace que el propio portero había provocado. La victoria coloca al Barcelona quinto, ya en puestos europeos y a tres puntos de la Champions con un partido menos. El liderato, todavía compartido por la Real Sociedad, queda a seis puntos.