Borrar
Patri Guijarro celebra junto a Aitana Bonmatí un gol con el Barcelona Efe
La rebeldía de Patri Guijarro, la brújula del Barça que se niega a jugar con España
Champions: Barça-Lyon

La rebeldía de Patri Guijarro, la brújula del Barça que se niega a jugar con España

La mejor jugadora de la final de la Champions el pasado año, es la líder en la sombra de un equipo que desafía en San Mamés al Lyon, su bestia negra, por un cambio de ciclo en Europa

Isaac Asenjo

Madrid

Viernes, 24 de mayo 2024, 06:15

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Llevó algo más que el peso del Barça para conquistar Europa por segunda vez y ha pagado el precio más alto para lograr cambios que aún están por verse en el deporte femenino. Patri Guijarro (Palma de Mallorca, 1998) es junto a Alexia Putellas la única jugadora de la plantilla del Barcelona que sabe lo que es anotar un gol ante el Olympique de Lyon, bestia negra del club azulgrana en la Champions Femenina. La balear, mejor jugadora de la final de Eindhoven del pasado año ante el Wolfsburgo gracias a dos tantos, tendrá frente a las galas, su particular revancha para hacer historia en el duelo que mide ambos equipos (18.00, La 1 y DAZN) en San Mamés, con el que de ganar cerrarían una temporada perfecta tras la conquista de Liga, Supercopa y Copa de la Reina.

Ocho entorchados europeos lucen en las vitrinas de un equipo francés al que las chicas que dirige desde el banquillo Jonatan Giráldez jamás han ganado. El Barça incluso ha perdido dos finales contra las francesas, las reinas de Europa. En Bilbao será la cuarta vez que lo dos conjuntos se vean las caras en la máxima competición continental, la tercera en una final, y en ninguna ocasión las azulgrana han conseguido ni siquiera empatar un partido. En el templo del Athletic quieren cambiar la historia y extender al Viejo Continente la hegemonía que tiene en España. Lo haría logrando su tercer título europeo, el segundo de forma consecutiva.

La centrocampista mallorquina, que la temporada pasada tuvo un papel fundamental en el club azulgrana al ocupar la demarcación de Putellas durante la lesión del ligamento cruzado de la dos veces Balón de Oro, lo ha ganado todo a nivel de clubes y está a las puertas de lograr su título número 23 con el Barça en las nueve temporadas que lleva en la ciudad Condal, donde aterrizó antes de cumplir la mayoría de edad en 2015, año de la profesionalización del fútbol femenino en la entidad, primer club español en serlo. «La ambición nunca se nos va a desgastar. Se han tirado muchas barreras desde hace tiempo. De pequeña, y la mayoría de las que jugamos ahora, no teníamos ningún referente femenino en el fútbol. Que ahora los niños y niñas sí puedan tenerlos, es un orgullo», destacó en una entrevista la futbolista, protagonista en los últimos tiempos por su renuncia a jugar con la selección española por su desacuerdo con la Federación Española.

A pesar de los cambios producidos en el seno del equipo tras el éxito del pasado Mundial de Australia, con Jorge Vilda en el banquillo, como en la actual etapa de Montse Tomé al cargo de La Roja, la balear sigue siendo contraria a ser llamada por España. «Estoy luchando por algo, no es porque me dé a mí la gana», dijo Guijarro, que necesitó ayuda psicológica para afrontar lo que se le vino encima.

Profesionalización para mejorar el fútbol femenino

Ni siquiera la llegada de Markel Zubizarreta a la Federación la ha llevado a dar marcha atrás en su decisión. Su llegada en noviembre como director de fútbol femenino fue, más allá de lo que supone a nivel deportivo y estructural, un guiño a la futbolista del Barça. «Estamos hablando de una jugadora con una mentalidad y una facilidad para aprender que es un lujo para cualquier equipo. Tiene una predisposición a ayudar al equipo bestial», contó el que fuera arquitecto del mejor Barça femenino de la historia sobre la jugadora, campeona de Europa con España sub'17, sub'19 y subcampeona del Mundo Sub'20 en 2018, cita en la que fue la mejor.

«Queda mucho por mejorar, sobre todo a nivel de estructuras, de ayudas a los equipos para que la Liga sea más competitiva. También mejoras en los salarios para que las futbolistas puedan ser más profesionales y dedicarse únicamente al fútbol. Todo esto son granitos de arena que parece que no son importantes, pero sí que lo son para que todo sea más profesional», se quejó recientemente la deportista, que dio sus primeros pasos como futbolista en el UD Collerense, un equipo repleto de chicos en su adolescencia. «Desde pequeña nunca quiso muñecas, solo balones. Pero hay que valer», indicó su abuelo Santiago, presente en la final del pasado año en Eindhoven junto a su mujer Carmen y otros familiares.

La '12' del Barça es la solución a cualquier problema. Enlace en su posición habitual entre la defensa y el mediocampo, y con un fenomenal disparo, ha sacado de sus botas 8 tantos (cuatro en Liga F y otros cuatro en la Champions) así como seis asistencias entre las dos competiciones. «Piensa en el equipo absolutamente siempre y por las cualidades como jugadora. Muchas veces puede pasar desapercibida si no estás dentro del campo, pero cuando estás cerca de ella notas si está o no. Es clave, de las mejores del mundo», elogió Alexia Putellas sobre la líder en la sombra de un equipo que desafía al Lyon por un cambio de ciclo en Europa.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios