Denunciado el individuo que amenazó a una árbitra con violarla

    Cargando reproductor ...
10/12/2019

La Guardia Civil ya lo ha identificado, responde a las iniciales J. R. y es reincidente en comportamientos antideportivos, pues ya fue inhabilitado cuando era jugador del Jandía.

ETIQUETAS:

La Guardia Civil ya ha identificado al individuo que, el pasado viernes, en el transcurso del partido de Primera Regional de Fuerteventura entre el Cheligua y el Jandía, disputado en el campo de La Pared, profirió graves amenazas a una jueza de línea («como te pille fuera, te violo» y «te voy a partir la cara»), además de exhibir gestos violentos y tener que ser sujetado por varios futbolistas para impedir la agresión que pretendía. El implicado responde a las iniciales J. R. y es reincidente en materia antideportiva, pues, tiempo atrás, siendo jugador del Jandía, resultó sancionado por protagonizar una pelea durante un encuentro. Fuentes consultadas por CANARIAS7 añaden que accedió al recinto «mezclado con el equipo visitante para pasar desapercibido» y que, pese a tratar de ocultarse con una capucha estando en la grada, «no hubo dudas de su autoría», pues es una persona «muy conocida, para mal, en el fútbol majorero» y «todavía pertenece al organigrama técnico del Jandía aunque se trate de no informarse de tal pertenencia por parte de la propia entidad». Fuentes del club, sin embargo, precisaron este martes que el implicado ya no pertenece a la dirección del club, aunque sí lo estuvo en el pasado.

G. R., la árbitra que fue objeto de estas amenazas, de 16 años, y que tiene gran prestigio en el gremio, de hecho fue una de las distinguidas en la reciente gala de premios celebrada por el colectivo al que pertenece, no tardó en poner en conocimiento de sus padres los hechos acaecidos y procedió a la pertinente denuncia. «Es una chica muy fuerte, de un gran temperamento, pese a su edad, y, aunque lo que le tocó vivir fue muy desagradable e impactante, pues fue insultada y, por poco, no recibió golpes, seguro que lo superará y seguirá arbitrando porque le encanta lo que hace y un impresentable no le va a apartar de su gran pasión», aseguró a este periódico una persona del entorno federativo que la conoce.

Desde el Jandía, Ernesto Rodríguez, su presidente, ahora inhabilitado por encararse y amenazar a un colegiado el pasado 1 de noviembre, requiriéndose, incluso, la presencia de las fuerzas del orden, censuró lo sucedido y admitió que conoce al sujeto que ahora se enfrenta a un castigo ejemplar: «Lamentamos todo lo que ha sucedido. Estaba en el estadio cuando pasó todo y, por lo que se pudo ver, no hay justificación posible para unos incidentes que, seguro, tendrán sus consecuencias». El dirigente alabó la actitud de sus jugadores, «que protegieron a la jueza de línea» e insistió en que el Jandía «no tiene nada que ver con el asunto».

En paralelo a la acción de la Guardia Civil, desde el Instituto Canario de la Igualdad, órgano del Gobierno de Canarias adscrito a la consejería de Derechos Sociales, Igualdad, Diversidad y Juventud, se han emitido escritos a la Fiscalía del Tribunal Supremo de Justicia de Canarias, a la Dirección General de Deportes, a la Federación Interinsular de Fútbol y al CD Chilegua La Pared, el club anfitrión del encuentro en cuestión, con el fin de depurar responsabilidades.