Temporada de zarzuela

Dos populares zarzuelas para reanimar un género denostado

26/10/2018

La vigesimosexta Temporada de Zarzuela de Canarias, que se abrirá el 13 de octubre, incluye dos títulos con mucho tirón: ‘La tabernera del puerto’ y ‘La verbena de la paloma’, además de una gala.

«Es triste, pero todo lo que suena a zarzuela suena a ñoño, a época de dictadura y otras épocas que a nadie le gusta recordar», lamenta Argelia Camino, vicepresidenta de Amigos Canarios de la Zarzuela, un colectivo sin ánimo de lucro que, desde hace unos años, «realizan milagros» para financiar una nueva temporada de zarzuela.

Camino sostiene que el desconocimiento del género es lo que más amenaza su supervivencia. «Eso sí. Sacamos un musical que se llama Las Leandras y está años poniéndose en Madrid. Las Leandras es una zarzuela que han sacado con el nombre de musical, pero es una zarzuela. A ver si nos quitamos la idea de que es algo obsoleto, ñoño y de otra época, de la de mis abuelos».

Y para vencer esas reticencias del público y aumentar las posibilidades de que el ejercicio presupuestario de la asociación no termine en números rojos, el colectivo ha preparado una temporada con dos piezas muy populares –La tabernera del puerto y La verbena de la Paloma– y un concierto titulado Siempre zarzuela.

La Orquesta Filarmónica de Gran Canaria y su Coro protagonizarán la primera zarzuela, que tendrá lugar en el teatro Cuyás el 13 de octubre, y que contará con Estefanía Perdomo en el papel de tabernera del puerto, que estará acompañada en el escenario por Javier Franco, Néster Martorell, Didier Otaola, Nati Vera y José Luis Gago, entre muchos otros artistas. El montaje cuenta con la dirección musical de Juan José Ocón y la dirección escénica de Didier Otaola.

La siguiente cita con el género será el 20 de octubre. Ese día, tras una década sin programarse en la isla, se representará la popular pieza de Tomás Bretón, La verbena de la Paloma. Blanca Valido y Judith Pezoa serán la morena y la rubia de las que presumirá un don Hilarión al que pondrá voz Didier Otaola, que tendrá su réplica en el Julián del tenor Mario Méndez. La música, en esta ocasión, correrá a cargo de la Joven Orquesta de Gran Canaria y del Coro de la OFGC bajo la batuta de Rafael Sánchez Araña. El tercero de los títulos será el concierto Siempre zarzuela, que tendrá lugar el 8 de diciembre, también en el Cuyás. Las voces de la soprano Judith Pezoa, del tenor Alejandro del Cerro y del barítono Fernando García Campero tendrán el marco musical de la Orquesta Sinfónica de Las Palmas dirigida por Lucía Martín que, de este modo, se suma a la temporada de zarzuela. Esta incorporación, financiada por el Cabildo de Gran Canaria, libera a la Joven Orquesta de asumir esta tarea y desviarse de su programa formativo. «La colaboración de la Joven Orquesta fue una decisión tomada en tiempos de penuria. Es hora de que comience el curso como se merece», dijo Carlos Ruiz, responsable de Cultura del Cabildo grancanario que aporta a esta temporada la colaboración de la OFGC, la Joven Orquesta, la cesión del Cuyás, 15.000 euros para contratar a la Orquesta Sinfónica y otros 12.000 euros. Por su lado, el Gobierno canario respalda el ciclo con 27.000 euros y el Consistorio de Las Palmas de Gran Canaria, con 12.000 euros.

«Si desde la sociedad civil no se organizara este tipo de actividades culturales, las administraciones tendríamos que cubrir ese hueco probablemente de forma más costosa y peor», comentó Ruiz, que al igual que la concejala Encarna Galván y la directora general de Cultura, Aurora Moreno, agradecieron este trabajo a la Asociación Amigos Canarios de la Zarzuela.