Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este sábado 15 de junio
Trevor Pinnock. C7
«La energía de Mozart vive en su música y no en una caja de chocolates»

Entrevista: Trevor Pinnock

«La energía de Mozart vive en su música y no en una caja de chocolates»

El maestro británico, referencia en la interpretación de los clásicos, toma este viernes la batuta de la Orquesta Filarmónica de Gran Canaria

Victoriano Suárez Álamo

Las Palmas de Gran Canaria

Miércoles, 8 de mayo 2024, 23:57

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Trevor Pinnock vuelve a ponerse al frente de la Orquesta Filarmónica de Gran Canaria, en esta ocasión para dirigir un excepcional programa compuesto por las Sinfonías nº 39, 40 y 41 'Júpiter' de Mozart, la mítica trilogía sinfónica final del salzburgués. La cita es este viernes en el Auditorio Alfredo Kraus a las 20.00 horas.

–Se le considera un maestro en el repertorio de Mozart. ¿Qué destacaría de las sinfonías 39, 40 y 41 que dirigirá el próximo 10 de mayo con la Orquesta Filarmónica de Gran Canaria?

–Mozart compuso sus tres últimas sinfonías en un período de sólo seis semanas y así demostró su absoluto dominio de la orquesta. En cada una de las sinfonías él inmediatamente capta nuestra atención llevándonos a un viaje en el que llena la forma convencional con nuevos elementos de melodía, armonía y ritmo. Estos elementos que fueron novedosos han inspirado a compositores, intérpretes y oyentes hasta el día de hoy.

–Se suele hablar del espíritu mozartiano al abordar las piezas del genio de Salzburgo. ¿Existe el espíritu mozartiano y desde su punto de vista qué significa?

–Como músico total con un gran amor por la vida, la energía irresistible de Mozart sigue viva a través de su música. Para mí, el espíritu de Mozart no es algo histórico y no vive en una caja de chocolates. El espíritu de Mozart está en las mismas notas que tocamos; no me es posible dudar de su existencia.

– ¿Seleccionó estas tres sinfonías de Mozart basándose en las cualidades de la Orquesta Filarmónica de Gran Canaria o se dejó guiar por otras razones más personales y musicales?

–Siempre hablo de mi programación para la OFGC con Karel Mark Chichon. Ambos estamos entusiasmados por las posibilidades de este programa para la orquesta y para el público. Creo es muy poderoso y sé que los músicos de la OFGC tienen las cualidades para hacer un gran trabajo.

– ¿Qué le convenció para aceptar la invitación de su director Karel Mark Chichon?

–He disfrutado mucho trabajando con la Orquesta durante los últimos 2 años. Juntos establecemos una muy buena relación de confianza. La virtud de la Orquesta es que es con ganas de trabajar siempre hay más trabajo por hacer. Creo firmemente en la creación de relaciones entre una orquesta y sus directores. Regresar para otro concierto y aprovechar el trabajo ya establecido es una muy buena idea. Este proyecto de Mozart es, en muchos sentidos, nuestro trabajo más desafiante hasta la fecha. Ante todo estaremos trabajando y creando un concierto que todos disfrutarán. Esto significa establecer una lengua mozartiana fuerte. Al hacer esto, estaremos sentando las bases de un estilo Mozart que será de gran utilidad para la orquesta en los años futuros.

– ¿Quedan muchas cosas por descubrir por el público y los profesionales del barroco y el clásico cuando se interpreta con instrumentos de época?

–Siempre hay más por descubrir. Para todos nosotros los que estamos dispuestos a abrir los oídos, a abrir los ojos. Abre nuestra mente y abre nuestro corazón, el descubrimiento siempre está disponible.

– ¿Cree que un público no especializado es capaz de percibir cuando un barroco o la obra clacisítica se toca con instrumentos de época o cuando se toca con instrumentos contemporáneos?

–Habrá algunos oyentes expertos que apreciarán las diferencias entre instrumentos nuevos y de época. Los instrumentos de época son capaces de producir colores que no se puede igualar en instrumentos modernos. Pero siempre he creído que hay un lugar para la interpretación de ambos tipos de instrumentos. Cada vez más es el estilo que utilizamos. Hoy en día, cuando tocan música barroca y clásica con instrumentos modernos se trae un mundo sonoro orquestal más cercano al de los instrumentos antiguos.

– Fundó The English Concert. ¿Comparte la idea de que este conjunto era un punto de inflexión en la interpretación historicista de la música clásica? ¿Fue difícil convencer al público de la importancia de esta visión de la interpretación?

–Cuando comencé el Concierto Inglés en 1972, se consideraba como algo muy poco convencional y que no formaba parte de la creación musical convencional, más bien era hippie y alternativa. El camino no siempre fue fácil, especialmente porque éramos pioneros en instrumentos extraños y experimentamos con nuevos estilos. Soy feliz de haber seguido nuestro camino. Era necesario realizar un trabajo pionero. En la década de 1980 nuestras grabaciones frecuentemente destacaban en las listas y estuvimos de gira por muchas partes del mundo y finalmente tocamos en Las Palmas y en Tenerife.

– ¿Le veremos algún día en la temporada de la OFGC como clavecinista en lugar de como conductor?

–Cuando haya un instrumento de alta calidad disponible, puedo venir con algún instrumento de cámara o incorporar clavecín en un programa con músicos de la OFGC.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios