Los niños y las niñas acariciando a una vaca en la muestra de ganado de las fiestas de San Juan. / cober

La magia se siente el día de San Juan

La celebración del día grande se vivió con mucha ilusión entre los vecinos y vecinas del municipio, que no dudaron en participar en las actividades que se llevaron a cabo

SAMANTHA SÁNCHEZ Telde

Ayer por fin llegó el día que todos los vecinos y vecinas del municipio estaban esperando. Ayer por fin se celebró el día grande de las fiestas patronales de Telde, el famoso día de San Juan, en el que una energía mágica recorrió las calles del casco viejo y sus alrededores y en el que todas las personas asistentes, sobre todo los niños y las niñas, pudieron disfrutar, al ritmo de la música canaria, de un sinfín de actos y actividades.

El jueves se vivió la mítica noche de San Juan

Este año, concretamente el jueves, el municipio volvió a vivir, después de dos años de pandemia, la mítica noche de San Juan, en la víspera de las fiestas. La ciudad acogió a cientos de personas dispuestas a disfrutar de una velada diferente en buena compañía, llena de buenas energías y buenos deseos, para darle la bienvenida al la jornada más importante de las fiestas al día siguiente.

El día grande comenzó con una muestra de artesanía y ganado

El día grande comenzó temprano con la apertura de la muestra de artesanía, que había iniciado su actividad desde la tarde del jueves. En ella, ocho artesanos y artesanas locales expusieron al público sus productos hechos a mano con dedicación y cariño, como la joyería de cerámica, la bisutería, la pintura en tela, los elementos decorativos de madera y los títeres y las marionetas, entre otros.

«Nosotros amamos lo que hacemos y queremos enseñarlo al público. Apreciamos mucho que el Ayuntamiento valore nuestro trabajo y que cuente con nosotros para este tipo de muestras porque al final nos ayudamos mutuamente», afirmó Macu Roque, artesana de Telde que realiza pinturas en tela, siguiendo la tradición de su padre.

A su vez, se abrió la muestra de ganado organizada por el Ayuntamientode Telde para las fiestas patronales, que se instaló por primera vez en el vivero municipal y que causó furor entre los niños y las niñas que se acercaban sin miedo a acariciar y a admirar a los animales.

«Da gusto ver cómo los niños y a las niñas tratan a los animales. Una vez que llegan no se quieren ir», señaló Paco, padre de Darío, de dos años, que no paró de abrazar a las cabras. En la muestra participaron doce ganaderos, en su gran mayoría procedentes de Telde, que expusieron más de ochenta cabezas de ganado, caprino, ovino y vacuno.

La plaza acogió numerosas actividades para todos los públicos

Mientras tanto, en la plaza de San Juan, tuvo lugar el encuentro de tradiciones lúdicas canarias y un gran número de actividades dedicadas a los más pequeños y pequeñas, junto con un espectáculo de música, que puso a bailar a todas las personas asistentes. Además, se llevó a cabo un concierto de la Banda Municipal de Música.

Por la tarde, la famosa procesión, y por la noche, la verbena

Por la tarde, se vivió la misa solemne con la posterior procesión religiosa en honor a San Juan Bautista,patrono de Telde, que realizó el recorrido tradicional por las calles del casco viejo. Y por la noche, volvió el entretenimiento con el humorista Saúl Romero y con la verbena a cargo del grupo Leyenda Joven.