Postal de la ceremonia en la Delegación del Gobierno en Canarias. / ARCADIO SUÁREZ

Comienza la descarbonización de las industrias de Canarias

Entidades públicas y privadas firman un protocolo de actuación para iniciar el cambio sostenible de polígonos, entre los que está El Goro

Juan Pérez Benítez
JUAN PÉREZ BENÍTEZ Telde

La Delegación del Gobierno en Canarias acogió este martes la firma del protocolo para la colaboración de las administraciones públicas con el sector privado en la transición energética de los espacios industriales del archipiélago.

En este plan, el polígono de El Goro se postula como uno de los referentes hacia el gran cambio. Ello se debe al proyecto que ha diseñado la joven empresa canaria, Canaluz infinita, para crear un parque energético cien por cien sostenible gracias a un modelo propio de última generación.

Este acuerdo llega con el objeto de establecer una alianza entre los sectores industriales canarios, con la participación de instituciones públicas competentes, para abordar los objetivos de descarbonización, recirculación de residuos transformados en recursos y renaturalización de los espacios industriales, acudiendo a cuantas fuentes de financiación sean precisas, de acuerdo con el marco normativo existente, para lograr que estas mejoren su competitividad, mejorando su acceso a los recursos básicos desde la perspectiva de la transición ecológica de las actividades económicas.

Un proyecto cien por cien verde

En concreto, las actuaciones se orientarán a abordar la eficiencia energética en las redes de distribución y en los edificios; la producción de energía fotovoltáica, eólica o de otras fuentes renovables en las instalaciones industriales y sus entornos; la separación y reutilización de los residuos sólidos, líquidos y gaseosos como recursos; la movilidad sostenible de las empresas y sus trabajadores para mejorar la movilidad entre islas; el desarrollo de nuevas fuentes y líneas de investigación, desarrollo, innovación y competitividad para optimizar el potencial energético de las industrias y su potencial productivo; la renaturalización creando nuevas zonas verdes, que regulen la temperatura de los espacios, mejoren el paisaje del polígono y su impacto sobre la isla y generen sumideros de carbono para alcanzar la neutralidad climática del conjunto de actividades.

«Este compromiso no solo va a suponer desarrollo en términos de garantía y mejora de la conservación del medioambiente, sino que, además, va a seguir pavimentando el camino de Canarias hacia un modelo productivo diversificado, de mayor recorrido, en el que podamos integrar nuestro sector industrial con los recursos de los que disponemos», afirma el delegado del Gobierno en Canarias, Anselmo Pestana.

Secundado por Telde

Este documento fue firmado por el Gobierno de España, el Gobierno de Canarias, el Cabildo de Tenerife, el Cabildo de Gran Canaria, los Ayuntamientos de Telde, Agüímes, Candelaria y Arafo, la autoridad portuaria de Santa Cruz de Tenerife, la Comunidad Energética Singular SEVI GoroEco, la Entidad de Conservación del Polígono Industrial de Arinaga y la Asociación de Propietarios y Empresarios del Polígono Industrial del Valle de Güímar.