Fotomontaje del aparcamiento del BIC Risco Caído, que se dotará de elementos de madera para generar sombra. / C7

La mejora del entorno de Risco Caído, la primera obra que licitará el Instituto

El Cabildo invertirá 1,24 millones de euros en los accesos al BIC. La sede del Instituto, anexa a la Casa Palacio, optará a fondos Next Generation

Jesús Quesada
JESÚS QUESADA Las Palmas de Gran Canaria

La adecuación del entorno del yacimiento arqueológico de Risco Caído con una inversión de 1,24 millones de euros es la primera obra que licitará el Instituto creado por el Cabildo para la gestión integrada de las dos figuras de la Unesco en la isla, el Patrimonio Mundial en la categoría de Paisaje Cultural de Risco Caído y las Montañas Sagradas y la Reserva de la Biosfera.

El proyecto supervisado por el Servicio de Arquitectura está listo para salir a concurso con varias actuaciones «blandas» alrededor del Bien de Interés Cultural (BIC), entre ellas e l acondicionamiento del aparcamiento y la creación de un mirador en una curva del camino.

También está previsto recuperar una antigua cantonera; limpiar y desbrozar caminos secundarios como el de la Cueva de la Paja y la ruta circular; y acondicionar el camino de acceso al BIC, instalando barandillas y pasamanos en el interior para facilitar la accesibilidad.

El proyecto, con un plazo de ejecución de nueve meses, intervendrá en el frente de cuevas y otros caminos del entorno como los de Lugarejos y de la presa. Es el más avanzado de los cinco proyectos, con una inversión total de 4,03 millones de euros, que redacta Arquitectura para el Instituto Insular, puesto en marcha en marzo de 2021.

El segundo más próximo a hacerse realidad, pendiente solo de la actualización de precios de los materiales de construcción, es el del Centro de Gestión del Paisaje Cultural, en el casco de Tejeda, con una inversión de 450.000 euros y un plazo de ejecución de seis meses.

Vista del edificio reservado para Centro de Gestión del Paisaje Cultural, en Tejeda. / C7

Ahí se quiere mejorar la accesibilidad de la planta baja, instalar un ascensor y modificar el pavimento de los patios.

El proyecto para crear la sede del Instituto de Risco Caído y la Reserva de la Biosfera en el edificio del Cabildo sito en la calle Buenos Aires número 26 de la capital, contiguo a la Casa Palacio, solo está a la espera de definir los detalles de la planta fotovoltaica prevista en su cubierta, explica la consejera de Arquitectura, Conchi Monzón.

Con un presupuesto de 1,40 millones de euros y un plazo de ejecución de 32 semanas, el proyecto opta por recuperar el estado original del edificio histórico y protegido, rehabilitar su lucernario interior y hacerlo accesible desde la zona de la Casa Palacio reservada para la cafetería, junto a los jardines.

Monzón recuerda que el edificio tiene un estudio de eficiencia energética y desvela que el proyecto optará a los fondos europeos Next Generation reservados para el Programa de Impulso a la Rehabilitación de Edificios Públicos (Pirep).

Centro Polivalente en Degollada de Becerra

Arquitectura también prepara la intervención para convertir en un centro polivalente el inmueble sin uso que el Cabildo tiene en Degollada de Becerra, el antiguo centro de interpretación de la Reserva de la Biosfera cerrado al público desde hace casi una década.

La instalación de placas solares y un sistema de depuración natural de las aguas residuales para su reutilización, la dotación de mobiliario y la eliminación de humedades centrarán las actuaciones para las que se reservan 500.000 euros.

Restaurante y terraza del mirador La Cilla, en Artenara, que será objeto de reforma con 450.000 euros. / C7

En un punto similar se encuentra el proyecto de actuación en el restaurante-mirador La Cilla, en Artenara, que el Cabildo intenta recuperar. De momento solo es un proyecto básico con un coste de 450.000 euros y un plazo de ejecución de seis meses.