Imagen de la plataforma para los charranes suelta. / C7

Una de las plataformas de charranes se suelta en el muelle

Comienzan los trabajos de retirada de una de las cuatro infraestructuras en las que crían estas aves protegidas

Javier Darriba
JAVIER DARRIBA Las Palmas de Gran Canaria

Una de las cuatro plataformas que el Cabildo de Gran Canaria ha instalado en la bahía de la capital grancanaria para posibilitar el anidamiento de los charranes -unas aves protegidas conocidas como golondrinas de mar- se ha soltado esta mañana cerca de la Base Naval. Ante el peligro que representa la existencia de una infraestructura de este tipo a la deriva, se ha iniciado un dispositivo de rescate que coordina el centro de emergencias 1-1-2 y que dirige el veterinario del Centro de Recuperación de Fauna Silvestre e impulsor de esta iniciativa, Pascual Calabuig.

«Me llamó el jefe del Arsenal para decirme que la plataforma se había soltado y que suponía un peligro», relató Calabuig, «tenemos varios buzos y un camión grúa para sacarla por la Base Naval». De las dos plataformas que están en las proximidades de la instalación militar, la que se soltó es la que está más próxima al centro comercial El Muelle.

Una vez retirada, se aprovechará la ocasión para reparar la instalación. El Cabildo de Gran Canaria había programado que este año se sacaran todas y se pusieran al día.

El éxito de esta iniciativa ha sido tal que, en estos momentos, la bahía de La Isleta se ha convertido en la mayor colonia de charranes de toda Canarias, según Pascual Calabuig. Solo este año han criado treinta en el periodo de cría.

Los charranes son aves muy agresivas cuando están criando y no dejan que se acerque nadie a sus nidos. Al propio Pascual Calabuig le han tenido que coger varios puntos de sutura en la cabeza por el ataque de algún charrán común ( Sterna hirundo) que lo veía como una amenza para sus pollos. Sin embargo, esta especie no regresará al lugar de la nidada hasta dentro de tres meses aproximadamente.

Lo que hay ahora son algunos charranes patinegros ( Sterna sandvicensis) que no están en época de cría, con lo que la retirada de la plataforma de descanso no generará ningún problema.