Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este sábado 15 de junio
Los vecinos del entorno de Molino de Viento se quejan de problemas de convivencia. ARCADIO SUÁREZ
Avesar pide «diálogo vecinal» para Arenales

Avesar demanda «diálogo vecinal» para mejorar la situación social de Arenales

La asociación vincula los problemas de seguridad y convivencia del barrio a una cuestión de «salud mental» más que a «la prostitución o las drogas»

Rebeca Díaz

Las Palmas de Gran Canaria

Miércoles, 8 de junio 2022, 02:00

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La crisis económica derivada de la pandemia generada por el coronavirus, el incremento del coste de productos de primera necesidad y servicios básicos como la electricidad como consecuencia del alza de los combustibles por conflictos como la invasión de Ucrania, son factores que elevan los niveles de vulnerabilidad de colectivos al borde de la exclusión social.

Así al menos se percibe en la Asociación Vecinal y Solidaria de Arenales, Avesar, desde la que se alerta de que la denuncia de problemas de convivencia efectuada este martes en CANARIAS7 por vecinos del entorno de Molino de Viento está más vinculada a «problemas de salud mental» que a actividades como «la prostitución o el tráfico de drogas», apunta el presidente de la entidad, José Antonio Silva.

«Siempre que se agudiza la situación económica de las familias en general, Molino de Viento es como un termómetro», dice.

Ajenos al barrio

Reconoce que en Avesar «recibimos a diario las quejas de los vecinos y también lo sufrimos nosotros». Pero dice que «no es la prostitución la causa de tanta inseguridad ni el tráfico de drogas», y que «la mayoría de las incidencias son causadas por personas ajenas al barrio» que «pululan de una zona a otra de la ciudad».

Silva señala a estos individuos como responsables de los robos que se vienen registrando, algunos de los cuales «están identificados» y son personas «con problemas mentales y claros rasgos de llevar muchos años en exclusión social».

Cierre de casas

Incide en que la crisis económica ha hecho que «cierren dos casas en Ángel Guimerá y otras en Molino de Viento» que se dedicaban a la prostitución. Algo que conoce de primera mano, «porque muchas de estas mujeres son beneficiarias de nuestra asociación».

Silva afirma que Arenales está «abandonado» y pide la «mejora del diálogo vecinal» y la «implicación del Ayuntamiento» para solucionar aspectos que se reclaman hace años como limpieza, arreglo de aceras o equipamientos públicos. Pero sobre todo demanda «medidas inmediatas para paliar la pobreza y la exclusión».

Batería de medidas del PP

El portavoz adjunto del PP en el Ayuntamiento capitalino, Ángel Sabroso, informó este martes que su formación política ha presentado «una batería de medidas para abordar el incremento de denuncias vecinales derivadas de los problemas con la prostitución, la venta de drogas y los robos en el barrio de Arenales».

Añadió que «hace varias semanas, el Grupo Popular presentó una solicitud de comparecencia para que el edil de Seguridad, Josué Íñiguez (PSOE), dé cuenta e informe del trabajo realizado por la Policía Local en materia de Seguridad en el barrio de Arenales en los años 2021 y lo que ha transcurrido de 2022».

El concejal popular destaca que «durante la comparecencia se profundizará en aspectos como las denuncias formuladas por alteración de convivencia ciudadana en el período anteriormente citado, por consumo de drogas y por tráfico de estupefacientes, de alcohol en la vía pública; denuncias formuladas por peleas con y sin uso de armas blancas, por el ejercicio de actividades de carácter sexual, así como por hurtos, robos y actos de vandalismo».

Además, los populares han solicitado acceso al sistema de videovigilancia de la ciudad, «pues nos tememos lo peor, y es que se lleva años sin que la mayoría de cámaras de videovigilancia que hay en la ciudad estén operativas, y concretamente las instaladas en el barrio de Arenales», explica Sabroso.

Asimismo, el Grupo Popular se ha interesado «por los expedientes abiertos en el departamento de licencias y actividades y el control municipal por la realización de actividades lucrativas, venta de alcohol y establecimientos de naturaleza sexual en inmuebles residenciales».

Por último, ha registrado la solicitud de una reunión de trabajo con la Subdelegación del Gobierno, a efectos de abordar la situación actual del barrio de Arenales con la Policía Nacional.

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios