Las áreas de acampada, al completo

Un año más, las áreas de acampada del Cabildo están llenas en Semana Santa. Ubicadas en montes públicos y con capacidad para 910 personas en casetas y para 121 caravanas, en todas se precisa autorización previa, pero no son la única opción para disfrutar del medio natural durante estos días.

Jesús Quesada
JESÚS QUESADA

Acampar durante la Semana Santa en las ocho zonas habilitadas por el Cabildo es cosa de previsores. Al igual que en años precedentes, las reservas hechas con antelación por los amantes de este tipo de ocio en el medio natural han obligado a colgar el cartel de completo en todas, sin excepción. Es la época del año en la que su capacidad se queda chica porque en el resto de periodos vacacionales es posible encontrar un hueco.

Con los montes vestidos de un verde prometedor tras las copiosas lluvias de invierno, el atractivo primaveral de las áreas de acampada que gestiona la Consejería de Medio Ambiente es todavía mayor. Además, por primera vez ha sido posible solicitar las autorizaciones obligatorias por internet, sin necesidad de recogerlas personalmente en las oficinas del Cabildo.

Solo las de la presa de Las Niñas, que es también la única que permite refrescarse en el agua, y Bailico disponen de plazas para casetas y caravanas. La primera dispone de 100 plazas en la primera modalidad y de 28 en la segunda. La segunda, de 180 y 12, respectivamente.

En las otras seis zonas habilitadas para acampadas al aire libre las plazas son para casetas o para caravanas y de ellas únicamente la localizada en Corral de Los Juncos está reservada y especialmente diseñada para este tipo de vehículos, en concreto para un máximo de 81.

Por capacidad, las que admiten un mayor número de usuarios, pero solo en casetas, son las áreas de acampada de Llanos de La Pez, con un aforo de 400 personas, y de Llanos de La Mimbre, en la que caben 200.

Hay también tres áreas de capacidad reducida, emplazadas en Morros de Santiago, Altos del Pozo y Llanos del Salado, en las que solo se admiten 10 personas en cada caso.

Existen otras alternativas si el objetivo no es pernoctar sino pasar un día en la naturaleza.