Plantación de papas en Toto, en el municipio de Pájara. / JAVIER MELIÁN / ACFI PRESS

El sector primario majorero tendrá su Plan Estratégico de Subvenciones

El pleno del Cabildo da su visto bueno hoy a esta herramienta de mantenimiento y reactivación de la actividad. David de Vera subraya la pérdida de competitividad del sector

CANARIAS7 Puerto del Rosario

El pleno del Cabildo de Fuerteventura debate hoy, viernes, el Plan Estratégico de Subvenciones Públicas en materia de Agricultura, Ganadería y Pesca 2022-2024. Según el consejero insular, David de Vera, estas subvenciones agropecuarias suponen una herramienta fundamental para el mantenimiento de la actividad, ya que promueven la modernización de las explotaciones, su adaptación a la nueva normativa y, en general, la mejora de la calidad de las producciones.

«Ante la compleja situación en la que se ha sumido el sector agrícola, ganadero y pesquero, las administraciones públicas tienen el deber de acometer medidas para la reactivación de un sector estratégico para la economía insular», sostiene el responsable insular, David de Vera.

El sector primario de Fuerteventura lleva «sufriendo» durante casi dos años la limitación de la comercialización de la producción local debido a las restricciones por la covid-19, «lo que supone una pérdida de la competitividad, reducción de empleo y del tejido empresarial asociado». La restauración y la hostelería han sido los principales destinatarios de los productos agropecuarios, y en mayor medida de los productos agrícolas, que con la paralización del turismo y el cierre de restaurantes se han visto especialmente afectados.

Por este motivo, el nuevo plan estratégico incluye una línea de ayudas dirigida a paliar de forma urgente los efectos de la situación económica sobrevenida por la covid-19, apoyando actuaciones que son prioritarias, atendiendo a situaciones de urgencia, índole social o económico.

A esta complicada realidad del sector primario, sobre todo de la ganadería de Fuerteventura, se le suman graves problemas como el elevado coste de la alimentación animal, unos precios desorbitados que merman la viabilidad económica de la actividad ganadera en estos tiempos de crisis sanitaria y social

Además de las diferentes líneas de ayudas puestas en marcha por la primera institución majorera, se prevén para el ejercicio de 2022 subvenciones nominadas dirigidas a casi una treintena de asociaciones del sector primario, con una cuantía prevista de un millón de euros, adelanta el consejero de Agricultura, Ganadería y Pesca.