Algunos de los siete volcanes que integran la ruta del Malpey de Bayuyo, entre ellos y en primer término, Calderón Hondo, en Lajares. / C7

Un centro de interpretación y guías regularán el ascenso a Calderón Hondo

La segunda fase de ECOTUR II, que impulsa el Ayuntamiento de La Oliva con fondos europeos, cuesta 250.000 euros

CANARIAS7

El Ayuntamiento de La Oliva sigue apostando por el eco-turismo. En 2017 el municipio norteño fue el único en acceder a las ayudas ECO-TUR, un programa europeo dirigido a mejorar la oferta ecoturística en regiones de la UE integrada por administraciones locales europeas de toda Canarias, Azores y Madeira, y también de otros países como Cabo Verde, Senegal y Mauritania, y donde presentó la Ruta del Agua de La Oliva, un recorrido por diferentes aljibes de este pueblo mediante los cuales se retrata la historia, tradición e importancia de este bien natural tan escaso en la historia de la isla y en cómo afectaba al estilo de vida de los residentes.

Gracias a este primer proyecto, la Concejalía de Turismo del Ayuntamiento del norte ha conseguido acceder a la segunda fase ECO-TUR II, donde se ha presentado el proyecto de la Alineación de Bayuyo, con siete conos volcánicos distribuidos a lo largo de 4,5 kilómetros, los cuales, a través de la intensidad volcánica, generaron el crecimiento de Fuerteventura hacia el norte formando también la Isla de Lobos.

Este nuevo proyecto cuenta con dos objetivos principales: por un lado, crear un centro de visitas guiadas al recorrido reflejando la importancia y la historia de estas formaciones volcánicas; y, por otro, la protección de toda esta zona, especialmente el Calderón Hondo ubicado en Lajares, dado que es el cono principal de este conjunto.

«El estudio y presentación de estos proyectos son una vía de enriquecimiento para exportar e importar resultados positivos en torno al modelo turístico en sí, así como alrededor de experiencias que llevarán a nuestros visitantes a aprender sobre la historia de nuestra isla», declara el concejal de Turismo, Marcelino Umpiérrez. Este proyecto se presentó en Madeira ante el resto de miembros de la red ECO-TUR, hasta donde se han trasladado el edil de área y la técnico de Turismo, Peña Pérez.

La alcaldesa Pilar González ha querido destacar que «uno de nuestros esfuerzos desde la Corporación municipal ha sido diversificar la oferta turística que disponemos en el municipio y dinamizar todos los pueblos del municipio de La Oliva. Gracias a este tipo de proyectos no solo conseguimos cumplir este objetivo, sino reforzar a su vez la imagen que proyecta el norte de Fuerteventura en el exterior».

El presupuesto del proyecto de Bayuyo ascienda a 250.000 euros, de los cuales se va a destinar una parte importante a la creación de ese producto turístico que sería la regulación de las visitas al principal cono volcánico creando en la entrada del camino un centro de interpretación, aparcamientos y una recepción para los interesados en visitar el Calderón Hondo, arreglando el camino y colocando paneles informativos y señalética para acceder al cono volcánico.