Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este lunes 26 de febrero
Puerto de Tarfaya, en Marruecos. C7
Asaga alerta de que la reanudación de la línea con Tarfaya traería plagas para la agricultura y ganadería

Asaga alerta de que la reanudación de la línea con Tarfaya traería plagas para la agricultura y ganadería

Conexiones marítimas ·

El colectivo subraya la carencia de inspectores en los Puntos de Inspección Fronteriza (PIF) de Canarias situados en cada puerto. «No se puede garantizar el control aduanero del tráfico de personas y mercancías procedentes de Marruecos»

Canarias7

Puerto del Rosario

Miércoles, 17 de enero 2024, 14:43

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La Asociación de Agricultores y Ganaderos de Canarias (Asaga Canarias) rechaza que se reanude la conexión marítima entre Puerto del Rosario y el puerto marroquí de Tarfaya prevista para este año, que se anunció en la reunión entre el Gobierno de Canarias y la delegación alauí.

El sector agrario teme que la recuperación de esta línea propicie la entrada masiva a las islas de mercancías agrícolas y ganaderas de origen marroquí y, con ello, se propaguen plagas y enfermedades, tanto fitosanitarias como epizoóticas, que podrían acarrear pérdidas en las producciones locales, así como suponer un peligro para la cabaña ganadera.

Asaga pone el foco en la carencia de inspectores en los Puntos de Inspección Fronteriza (PIF) de Canarias situados en cada puerto del archipiélago. «Esto significa que no se puede garantizar el control aduanero del tráfico de personas y mercancías procedentes de este país africano. Preocupa que, al no tratarse de contenedores sino de transporte rodado, como camiones en su mayoría, se dificulte todavía más cualquier inspección o vigilancia, y una vez llegue a Puerto del Rosario, la mercancía introducida se pueda mover libremente por el resto de las islas».

Asaga Canarias recuerda que en Marruecos existen determinados patógenos vegetales como el virus del rugoso del tomate, recientemente confirmado por las autoridades fitosanitarias de ese país, o la falsa polilla (Thaumatotibia leucotreta), detectada en algunas frutas importadas a la Península, que «representan una seria amenaza para nuestra agricultura al afectar a decenas de especies arbóreas y diversos cultivos como el aguacate, viña, olivo, caqui, granado, pimiento, tomate o berenjena», de ahí su preocupación.

Otro aspecto que genera alarma en el sector es la presencia de epizootias en Marruecos como la fiebre aftosa, altamente contagiosa, que afecta al ganado y en especial a los rumiantes. Aunque los últimos brotes detectados se han logrado controlar, se desconoce hasta qué punto se puede seguir transmitiendo. También se apunta a que detrás de la enfermedad hemorrágica epizoótica (EHE), que afecta al ganado vacuno en la Península, se encuentre un mosquito presente en Marruecos. En cualquier caso, «hay que entender que las medidas de higiene, alimentación y bienestar animal exigidas a los productores marroquíes son más laxas que las exigidas a los ganaderos comunitarios».

Ante este panorama, Asaga Canaria demanda al Gobierno de Canarias un análisis minucioso y en profundidad de las repercusiones que para el campo canario puede traer la reapertura de esta línea marítima, alejada de esa imagen benévola vinculada exclusivamente a potenciar las relaciones económicas, sociales y culturales entre Marruecos y Canarias. «Ceñirse solo a ver los beneficios, no nos dejará ver los perjuicios que a corto y medio plazo puede acarrear esta medida a un sector económico como es la actividad agrícola y ganadera de las islas», alerta la presidenta de esta asociación, Ángela Delgado.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios