Borrar
El profesor y doctor en Física de la Universidad de La Laguna, Jorge Méndez. Efe
La explotación submarina de las tierras raras de Canarias «tardará siglos» en llegar

La explotación submarina de las tierras raras de Canarias «tardará siglos» en llegar

Un estudio de las universidades isleñas considera que su extracción es aún «ciencia ficción» por la falta de tecnología disponible actualmente

Sara Toj

Las Palmas de Gran Canaria

Miércoles, 21 de febrero 2024, 18:25

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

El profesor y doctor en Física de la Universidad de La Laguna, Jorge Méndez, afirmó que la posibilidad de llevar a cabo trabajos de minería submarina para explotar las tierras raras presentes en los fondos de Canarias es «ciencia ficción» y que podría tardar «siglos» en darse porque no se cuenta a día de hoy con la tecnología necesaria. Así respondió a los grupos en la comisión parlamentaria celebrada ayer en la que presentó las claves de su trabajo de investigación sobre estos recursos. Todo ello debido a que los grupos mostraron su preocupación ante el impacto medioambiental que podrían tener estos trabajos en el territorio insular.

Como el experto explicó en el Parlamento de Canarias, las llamadas tierras raras, que algunos definen como «el oro tecnológico», están compuestas por 17 elementos químicos presentes en «toda la tecnología que nos rodea», como los teléfonos móviles, o también en las bandas de seguridad de los billetes. Además, el doctor destacó la importancia de obtener estos minerales para su uso en el desarrollo de las energías renovables.

Según la investigación, de la que se publicó el primer artículo científico en 2019 y que está coordinada por la Universidad de La Laguna y la de Las Palmas de Gran Canaria, el archipiélago cuenta con lugares en los que se concentran este tipo de minerales que, como desveló su equipo de trabajo, podrían ser de «los más valiosos», pero de los que se desconoce la cantidad.

Esos recursos pertenecen al grupo denominado 'HREE' y se aplican, sobre todo, en telecomunicaciones. «No estamos en el momento de decidir si explotamos o no, estamos en el momento de conocer lo que hay», recalcó. En ese sentido, el equipo de investigación busca ser pionero en la investigación de la presencia de tierras raras en las islas. «Si no lo hacemos nosotros, van a venir otros a hacerlo», comentó el científico. En concreto, hizo alusión a un grupo de universidades de Alemania y de Inglaterra que han puesto el foco de atención en el territorio canario. «Ya se han publicado mapas de Tenerife, La Palma y La Gomera», afirmó.

Hallazgos en Pájara

A pesar de la presencia del monte Tropic - volcán submarino con un yacimiento de telurio- al sur de El Hierro, se ha confirmado la existencia de estos materiales en los montes submarinos localizados entre Lanzarote y Fuerteventura. En esta última isla se han detectado en la superficie, en concreto, en la zona de Pájara, cantidades de 10 kilos por tonelada, algo «muy prometedor».

Por todo ello, el investigador defendió que, «ya que la minería de tierra está más que evolucionada», los trabajos se podrían llevar a cabo «con todas las garantías medioambientales».

En este caso, el experto recalcó que, en la actualidad, Europa depende de las importaciones de estos materiales desde China, país que controla mayoritariamente su producción. Además, reseñó el caso concreto de una mina ubicada en el centro de Mongolia, que aporta «el 90%» de estos materiales.

Una investigación de la que se hizo eco National Geographic

El estudio liderado por la Universidad de La Laguna y coordinado junto con la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria fue portada de la revista National Geographic, en su edición española, en marzo de 2022. En el reportaje que se publicó se habló de los hallazgos que el equipo hizo en la superficie de Fuerteventura y también de las aplicaciones que pueden tener las tierras raras, que estudian en su proyecto. Por ejemplo, en su laboratorio trabajan, sobre todo, con la luz. Estos recursos los usan para aumentar la eficiencia de las placas solares, para degradar contaminantes en agua y para la generación de hidrógeno verde, la cual se realiza a través de reacciones químicas entre la luz y el agua.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios