El consejero de Hacienda, Román Rodríguez, y su equipo entregaron el presupuesto a la vicepresidenta del Parlamento, Esther González. / C7

Los altos cargos del Gobierno canario no se subirán el salario el próximo año

Los empleados públicos de las islas, igual que los del resto del Estado, verán incrementados sus sueldos un 2%

B. HERNÁNDEZ / INGRID ORTIZ Las Palmas de Gran Canaria.

El presupuesto de la comunidad autónoma contempla una subida de 221 millones en el capítulo de personal (un 6,20% más respecto a 2021), de los que 64 millones están destinados al incremento salarial del 2% de la plantilla, igual que ocurrirá en el resto de empleados del sector público de todo el Estado.

Sin embargo, y frente a lo que ha pasado en anteriores ocasiones, los altos cargos de la administración autonómica no participarán de esta subida. Así lo aseguró ayer el vicepresidente y consejero de Hacienda, Román Rodríguez, quien indicó que esta decisión se adopta como «una expresión simbólica de compromiso del Gobierno con el conjunto de la sociedad del archipiélago», aunque apostilló que, «puede ser injusto» porque hay dirigentes en la estructura de la administración regional, dijo, «a los que yo haría no un 2% de subida, sino un 40% porque se lo ganan».

Rodríguez hizo hincapié en que, junto a este componente de aumento salarial, la propuesta de las cuentas de 2022 que ayer presentó en el Parlamento regional recoge en el capítulo 1 una apuesta importante por la consolidación del empleo público y el refuerzo de los servicios esenciales y estratégicos.

En este sentido señaló que el próximo año se mantendrán las 1.700 plazas de docentes contratados para el curso 2020-2021 así como los 2.400 efectivos del sistema sanitario contratados para hacer frente a los estragos del coronavirus en las islas. En cuanto a las 700 personas contratadas como rastreadores y «vacunadores», su continuidad se revisará según la evolución de la pandemia.

Destacó además que en el área de Derechos Sociales se hace también un esfuerzo en el capítulo de Personal porque «estaba descapitalizado», igual que ocurrirá en los departamentos de Vivienda o Transición Ecológica con el objetivo de «ayudarles a desempeñar las funciones que tienen encomendadas». Recordó Román Rodríguez al respecto que el coste de la anterior crisis, «poniendo a miles de trabajadores en la calle sin restituir las tasas de reposición, no fue neutral y eso lo estamos pagando ahora».

Ahondando en este asunto, el vicepresidente y consejero de Hacienda detalló en su exposición del Presupuesto para el próximo ejercicio que para poder gestionar los fondos europeos que llegarán a Canarias como apoyo para la reconstrucción tras la crisis derivada de la pandemia, el Gobierno de Canarias ha creado una ley que incluye un proceso de planificación con la asignación de recursos humanos. De esta manera, indicó que entre todos los instrumentos de planificación estratégica (IPE) puestos en marcha con este objetivo, se cuenta con cerca de 30 directivos y entre 250 y 300 personas para gestionar los 2.500 millones que la comunidad autónoma recibirá como recursos extraordinarios de los fondos europeos a través de los programas React-EU y el Mecanismo de Recuperación y Resiliencia.