Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este viernes 19 de abril
La sequía es uno de los fenómenos que ha causado muertes en Europa en las últimas décadas. AFP
El cambio climático mató a 16.181 españoles en los últimos 40 años

El cambio climático mató a 16.181 españoles en los últimos 40 años

ODS 13 | acción por el clima ·

Las catástrofes meteorológicas dejaron pérdidas de 60.967 millones de euros en España

Jueves, 3 de febrero 2022

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

142.000 personas fallecidas. Esta es la huella que el cambio climático ha dejado en la población europea en los últimos cuarenta años. Inundaciones, tormentas, olas de calor, todos ellos fenómenos climáticos extremos que han dejado su impacto sobre el Viejo Continente con zonas devastadas, según la Agencia Europea del Medioambiente (AEMA) que ha puesto cifra a estas pérdidas.

La mayoría de las muertes (más del 85%) en el período 1981-2020 fueron consecuencia de las olas de calor. Precisamente, la ola de calor de 2003, que batió todos los registros y llevó el mercurio del termómetro a los 40ºC en toda España, causó la mayor cantidad de muertes, representando entre el 50% y el 75% de todas los fallecimientos por eventos relacionados con el clima las últimas cuatro décadas.

Solo, en este periodo calculado por la AEMA, Alemania perdió 42.394 vidas por esos fenómenos extremos, Francia, 26.775; Italia, 21.603; y, España, 16.181. No obstante, el organismo comunitario, citando a la Organización Meteorológica Mundial, «el número de desastres relacionados con el clima ha aumentado a nivel mundial en los últimos 50 años, causando más daños pero menos muertes».

Sin embargo, esta reducción se produce, no por una menor virulencia de los fenómenos extraordinarios, sino que se debe «a la mejora de las alertas tempranas y la gestión de desastres, el número de muertes se redujo casi tres veces», explica la Organización Meteorológica Mundial.

La factura económica

Un recuento al que, además, hay que sumar el daño económico. 509.438.000.000 de euros o medio billón de la moneda comunitaria. Esta es la factura total del cambio climático en los últimos cuarenta años.

En términos absolutos, las mayores pérdidas económicas se registraron en Alemania (107.572 millones), Francia (98.994 millones), Italia (90.061 millones) y España (60.976 millones).

Las catástrofes meteorológicas dejaron pérdidas de 60.967 millones de euros en España

Los datos recopilados por la Agencia Europea del Medioambiente reflejan el crecimiento de las pérdidas, aunque «no se observa una tendencia lineal creciente», apostilla el informe comunitario. En los años 80, «corregidos los datos por la inflación» -aseguran-, las pérdidas registradas alcanzaron los 77.265 millones de euros, factura que casi se duplica en los siguientes diez años al alcanzar los 126.492 millones y llegar a los 164.021 millones de euros entre 2010 y 2020. El total de pérdidas calculadas por la AEMA en el siglo XXI alcanza ya los 305.679 millones de euros.

Además, el número de eventos por década también sigue una tendencia creciente, con 392, 483, 799 y 1220 eventos meteorológicos y climáticos registrados para las décadas 1981-1990, 1991-2000, 2001-2010 y 2011-2020, respectivamente.

El impacto de estos fenómenos, que se espera aumenten por el cambio climático, debe ser monitorizado para informar a los actores políticos, de forma que estos puedan mejorar las medidas de adaptación y de reducción de riesgos «para minimizar los daños y la pérdida de vidas humanas», recuerdan en el informe.

Reducir el coste total

A pesar de que la factura total de pérdidas no deja de aumentar año a año y década a década, la Unión Europea pone el foco en la mitigación de estos fenómenos para reducir la cuenta total. «Aumentar la cobertura de seguro puede ser una herramienta clave», asegura la AEMA.

El estudio destaca que alrededor del 23% de las pérdidas totales estaban aseguradas, aunque dentro del continente se registraron grandes oscilaciones: del 1% de países de Rumanía y Lituania al 55% de Países Bajos y el 56% de Dinamarca.

Además, «adoptar medidas climáticas en consonancia con un escenario de aumento de la temperatura de 1,5°C en lugar de 3°C podrían evitar hasta 60.000 muertes anuales debido a las olas de calor y prevenir pérdidas por sequía de 20.000 millones euros al año para finales de este siglo», recuerda la Agencia Europea del Medioambiente.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios