Operarios de la limpieza limpian los desperfectos causados por el vandalismo en Barcleona. / EP

Un joven muerto, vandalismo y saqueos en las fiestas de la Mèrce de Barcelona

El fallecido, de 20 años, fue apuñalado de madrugada en las proximidades de los conciertos en Plaza España, donde se produjeron los altercados con unas 500 personas que no quería abandonar el botellón

CRISTIAN REINO Barcelona

Un joven de unos 20 años ha muerto esta madrugada apuñalado durante la celebración de las fiestas de la Mercè de Barcelona. El homicidio ha tenido lugar cuando se estaba vaciando la zona de Plaza de España, en la avenida de la Reina Maria Cristina, después de los conciertos y tras la celebración de un botellón masivo que acabó con graves incidentes: daños al mobiliario urbano y particular y el saqueo de algún establecimiento. El joven apuñalado ha sido trasladado al hospital Clínic, donde ha fallecido cerca de las cuatro de la madrugada.

La alcaldesa de la ciudad, Ada Colau, ha lamentado la muerte en declaraciones en El Suplement de Catalunya Ràdio. Ha explicado que la víctima mortal, «por horarios y lugar», no está relacionado con el botellón principal de la noche, en plaza de España, donde posteriormente se han producido los citados altercados tras finalizar los conciertos de La Pegatina, Les Montses o Itaca Band, organizado por las cadena Europa FM. Una decena de personas han sido detenidas, según Colau, y la División de Investigación Criminal de los Mossos ya ha abierto diligencias por el mortal apuñalamiento.

A las seis de la mañana, unas 500 personas que quedaban en el lugar han protagonizado una batalla campal, con lanzamientos de objetos a la policía, quema de contenedores e incluso saqueo de algún comercio, como una charcutería de la calle Creu Coberta del barrio de Sants y después han roto cristales de otros comercios. Contra el escaparate de una zapatería cercana, el mismo establecimiento que en La Mercè del año pasado sufrió graves desperfectos, han lanzado varios jamones robados de la charcutería.

«Grupito» de violentos

A las seis de la mañana las brigadas de limpiezas han sido recibidas a botellazos. Se han producido carreras, con motocicletas volcadas y algunas, de alquiler, calcinadas, como también diversas bicicletas, jardineras y macetas tumbadas. Esta ha sido la estampa de la calle Tarragona cuando ha amanecido.

La Guardia Urbana de Barcelona ha perimetrado la zona y ha cortado al tráfico para que los equipos de limpieza del ayuntamiento pudieran sanearla, en un dispositivo especial desplegado de urgencia. Esta mañana todavía resultaban bien visibles los desperfectos causados.

Las escenas de altercados se repiten un año después, cuando La Mercè fue un escenario de actos vandálicos. Colau, sin embargo, ha asegurado hoy que los altercados no han sido «tan graves como los del año pasado». «Ha habido actos masivos sin problemas», ha puntualizado la alcaldesa, que ha lamentado que «siempre hay algún grupito que quiere aprovechar situaciones de mucha gente para llevar a cabo destrozos».