Agreden con bate de béisbol a un agente que medió fuera de servicio en una reyerta en Arinaga

El Policía Nacional fue trasladado en ambulancia al hospital Insular y recibió tres puntos tras el fuerte golpe en la cabeza

Alberto Artiles Castellano
ALBERTO ARTILES CASTELLANO Las Palmas de Gran Canaria

Un agente de la Policía Nacional fuera de servicio resultó herido el pasado 1 de enero tras intentar mediar en una disputa familiar en el Cruce de Arinaga, en el sureste de Gran Canaria. El agente M.N.S. recibió un fuerte golpe con un bate de béisbol cuando intentaba, según su testimonio, levantar a una mujer del suelo durante una disputa entre cuatro miembros de dos familias.

El suceso tuvo lugar en plena calle pasadas las 12.30 horas, cuando el agente, que pertenece a la oficina de denuncias de Santa Cruz de Tenerife, intentó mediar en una reyerta durante sus vacaciones en Gran Canaria.

«En un momento de la discusión intenté levantar a una mujer del suelo y su hijo, que tiene unos 20 años, vino por la espalda y me golpeó en la cabeza con un bate de béisbol sin poder defenderme. Debido al fuerte golpe, me tuvieron que llevar en ambulancia al hospital Insular, donde me pusieron tres puntos en la cabeza», afirma el agente a este periódico, a la espera de la resolución del juicio rápido por la agresión.

Los motivos de la disputa estarían relacionados a desavenencias sobre un vehículo. «Nunca me había sucedido nada así fuera de servicio. Solo intenté mediar para que la disputa no fuera a más y a final recibí un fuerte golpe en la cabeza del que me estoy recuperando«, aseveró el Policía Nacional M.N.S, que ahora se encuentra de baja tras la agresión