El agresor rompió dos dientes a uno y golpeó en la cara a otro

Cuatro años de cárcel por pegar a dos personas en Las Brujas

07/03/2018

El hombre que agredió violentamente a dos hermanos en el restaurante Las Brujas, de la capital grancanaria, ha sido condenado por la Audiencia Provincial de Las Palmas a una pena de cuatro años de prisión por un delito de lesiones agravadas. Además, las indemnizaciones suman los 9.144 euros.

ETIQUETAS:

La Sección Primera condenó a cuatro años de prisión y el pago de las respectivas indemnizaciones a Pedro Dimas Santana, un individuo que –según declara probada la sentencia–, golpeó con fiereza a dos hermanos durante una noche de fiesta en el restaurante Las Brujas el pasado 20 de junio de 2010.

El Tribunal, formado por los magistrados Miguel Ángel Parramón (ponente), Pedro Herrera y Secundino Alemán, detalla en el fallo que el acusado se hallaba sobre las 5.30 horas de la madrugada de fiesta en la zona de baile del restaurante sin camiseta y, sin mediar palabra alguna, se dirigió a uno de los hermanos y le propinó varios puñetazos en la cara cayendo éste al suelo conmocionado. A renglón seguido, el otro denunciante que se encontraba en el baño, salió en ese momento y se encontró a su hermano en el suelo, por lo que acudió a auxiliarlo, instante ese que aprovechó Pedro Dimas Santana para dirigirse a él y darle varios puñetazos también en el rostro.

A raíz de ambas agresiones, el primero de los afectados sufrió un traumatismo dental, con pérdida de dos piezas centrales superiores y severos daños en otros cuatro incisivos, que precisaron un tratamiento odontológico con extracción quirúrgica de dos incisivos centrales, la reconstrucción de tres piezas dentales superiores y una prótesis fija de seis piezas. Por su parte, el otro agredido fue atendido por una contusión orbitaria.

El Tribunal no consideró la petición de la defensa que interesaba su libre absolución y se alineó con las tesis presentadas por el Ministerio Público y la acusación particular, aplicando la atenuante en la sentencia de dilaciones indebidas.

En concepto de indemnización, el acusado tendrá que pagar al primero de los afectados –el que sufrió pérdida de piezas dentales– con 9.000 euros, por los 144,54 que debe de abonar al segundo. Además, el fallo declara la responsabilidad civil subsidiaria a Las Brujas y la aseguradora Liberty.

Responsabilidad civil subsidiaria a Las Brujas-Barranco Seco y Liberty.

El fallo expone que se declara la responsabilidad civil subsidiaria del restaurante Las Brujas-Barranco Seco y de la aseguradora Liberty Seguros, sin perjuicio de su respectivo derecho de repetición. Esto se produce porque el tribunal considera que el local infringió la normativa establecida por la que se aprueban los horarios de aperturas y cierres de determinados locales. Las Brujas, según la sentencia, tenía permiso para estar abierto solo hasta las dos de la madrugada y para una actividad simple de restauración, y los hechos demuestran que las agresiones se produjeron a las 5.30, con el restaurante convertido en «discoteca, sirviendo copas y con zona de baile cobrando incluso entrada».