Primera muerte por el virus en una residencia de Canarias

28/03/2020

Fallece un anciano del centro Fasnia, en Tenerife, y otros 25 han dado positivo. También hay diez trabajadores infectados. El virus ha entrado, al menos, en seis espacios sociosanitarios de cuatro islas y contagiado a 62 personas entre usuarios y plantilla

El coronavirus ya ha causado la primera muerte en una residencia de mayores en Canarias. En concreto se trata de un usuario del centro sociosanitario de Fasnia, en la isla de Tenerife. La residencia depende del Instituto de Atención Social y Socioasanitaria (IASS) del Cabildo de Tenerife, que la tiene concertada con la empresa Aeromédica. En el mismo centro también han dado positivo otros 25 usuarios y 10 trabajadores, con lo que se ha convertido en el mayor foco en una residencia en el archipiélago con 36 casos tras el detectado esta semana en la residencia hogar San José de Finca España, en La Laguna, también en Tenerife. En este segundo centro están en seguimiento 23 casos entre usuarios (siete) y trabajadores, incluyendo un voluntario y dos monjas.

La Consejería de Sanidad informó ayer que había aplicado el protocolo de aislamiento, limpieza y protección en la residencia Fasnia, y que se le ha hecho el test a los 55 usuarios del centro y de sus 48 trabajadoras y trabajadores.

Los usuarios afectados, «personas altamente vulnerable a los efectos de este virus», señaló Sanidad, fueron trasladados anoche al Hospital San Juan de Dios para su seguimiento clínico.

Los usuarios que han dado negativo serán aislados preventivamente y también se les hará seguimiento, igual que al personal que ha dado positivo.

Sanidad y el Cabildo de Tenerife valoran «alternativas para disponer de instalaciones donde puedan trasladarse a usuarios en caso de que esta circunstancia se pudiera volver a dar», señaló la Consejería en una nota.

Se da la circunstancia, además, de que parte de la plantilla que Aeromédica tiene contratada para la residencia de Fasnia comparte la jornada laboral con trabajos en otro centro sociosanitario operado por la misma concesionaria en Güímar. Según fuentes sindicales, Sanidad hará test para detectar el Covid-19 tanto a los usuarios -dispone de 75 plazas- como a los trabajadores y trabajadoras de este centro.

Con datos de ayer, 36 usuarios, uno de ellos fallecido, y 26 trabajadores de centros sociosanitarios de Canarias están afectados por el coronavirus, y con la presencia del Covid-19 en la residencia de Fasnia ya son seis los centros en los que se han producido contagio: en la residencia de La Gomera, en la residencia Doctor Guzmán Las Cabreras de Lanzarote, en el centro sociosanitario El Pino y el centro de El Sabinal en Gran Canaria, con una usuaria y una trabajadora positivos, respectivamente, y la residencia San José y la de Fasnia en Tenerife.

En la península el número de fallecidos por coronavirus en centros de mayores no para de crecer y, a pesar de la ausencia de datos nacionales, varias comunidades arrojan indicadores alarmantes, informó ayer Efe. Al menos el 63% de todas las muertes registradas en Aragón corresponden a residencias y en Castilla y León, el 40 %. La ausencia de test y los fallos y retrasos en las notificaciones impiden ofrecer un balance global. Los datos recopilados por Efe de gobiernos autonómicos y de los propios centros muestran al menos 590 personas muertas por Covid-19 en residencias de ancianos, pero la cifra real es seguro sensiblemente mayor, porque no todos los balances están actualizados y falta información de comunidades clave, como Madrid. Algunas residencias, además, están siendo investigadas por las distintas fiscalías de la comunidades autónomas.

Por su parte, el director del Instituto de Mayores y Servicios Sociales (Imserso), Luis Barriga, consideró ayer que las residencias de mayores en España están bastante profesionalizadas, pero la Covid-19 las ha puesto «al límite por la situación crítica» que atraviesan sus trabajadores, que en la mayoría de los casos están echando «mucho valor y ánimo», fundamental para ayudar a los mayores a sobrellevar estos momentos.