Sanidad contabiliza cuatro nuevos casos de viruela del mono en Canarias

Desde el inicio de la alerta, las islas registran 32 positivos y diez en estudio

CANARIAS7 Las Palmas de Gran Canaria

La Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias contabiliza cuatro nuevos casos confirmados y seis en estudio, de los cuales cuatro son probables y dos sospechosos, por posible diagnóstico de viruela del mono desde ayer. Esto supone que hay en total desde el inicio de la declaración de la alerta sanitaria 32 casos confirmados, de los que 23 se detectaron en Gran Canaria y nueve en Tenerife.

Todos los casos están teniendo sintomatología leve y permanecen en aislamiento domiciliario recibiendo seguimiento por parte de Atención Primaria.

Así, los casos confirmados y notificados en Canarias desde el inicio de la alerta y hasta hoy quedan del siguiente modo:

Confirmados y notificados:

  • 32 casos confirmados, 23 en Gran Canaria y nueve en Tenerife.

  • Siete casos probables, pendientes de confirmación, seis notificados en Gran Canaria y uno en Tenerife.

  • Tres casos sospechosos, pendientes de confirmación, dos notificados en Gran Canaria y otro en Tenerife

¿Qué hago si tengo síntomas sospechosos?

El protocolo del Ministerio de Sanidad clasifica los casos entre probables y sospechosos dependiendo de si el paciente reúne criterios clínicos y criterios epidemiológicos (casos probables) o si sólo presenta criterios clínicos y en tal caso se considera caso sospechoso.

La Consejería de Sanidad recuerda que las personas que presenten síntomas compatibles con diagnóstico de viruela del mono, deben llamar al 012 (928 301 012 o 922 470 012) donde se les informará de lo que deben hacer y del recurso asistencial al que dirigirse. Se recuerda que ese servicio está en funcionamiento las 24 horas del día todos los días del año.

Los síntomas descritos suelen incluir fiebre, dolor de cabeza, dolores musculares, linfadenopatías y cansancio. Entre 1 y 5 días después de la aparición de la fiebre, se desarrolla una erupción, que a menudo comienza en la cara y luego se extiende a otras partes del cuerpo, si bien tiende a concentrarse más en la cara y las extremidades que en el tronco. Los síntomas suelen durar entre 2 a 4 semanas.