Ortodoncia invisible, rápida, cómoda e indolora

El centro IKIGAI by Hospitales Universitarios San Roque ofrece entre sus tratamientos la técnica Geniova de ortodoncia, una modalidad con grandes ventajas médicas y estéticas.

S.R.H. / LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

El centro IKIGAI by Hospitales Universitarios San Roque ofrece entre sus tratamientos odontológicos la novedosa técnica Geniova de ortodoncia, que proporciona a los pacientes grandes ventajas médicas y estéticas con una perfecta alineación de la sonrisa.

El doctor Rodrigo Mujica, ortodoncista de IKIGAI by Hospitales San Roque, enfatiza la importancia de la correcta alineación de los dientes, pues la boca está situada en la zona de la cara en la que primero se fijan nuestros interlocutores, por lo que una perfecta dentadura supone la mejor carta de presentación. Además, una buena alineación dentaria permite expresar la mejor sonrisa, sin temor a revelar imperfecciones en la situación de los dientes.

Las principales ventajas que disfrutan los pacientes que usan ortodoncias con la técnica Geniova es que esta es prácticamente invisible y, además, fácilmente removible por el propio paciente, que puede prescindir de ella hasta dos horas y media de forma continuada. Esto, señala el doctor Mujica, no solo añade comodidad a la hora de realizar acciones cotidianas como comer o lavarse los dientes, sino que permite prescindir de la ortodoncia en acontecimientos sociales o profesionales en los que el paciente se sienta más cómodo no llevándola.

Además, la técnica Geniova permite que el tratamiento se complete de forma mucho más rápida que los alineadores convencionales, al no tener que limar tanto los dientes. Se consigue así, que esta sea la ortodoncia más rápida actualmente disponible, logrando la corrección del emplazamiento de los dientes en torno a entre seis y nueve meses, lo que significa una reducción de entre cuatro y cinco meses respecto a las técnicas convencionales. Y desde el punto de vista estético, el marco de la ortodoncia se sitúa por dentro de la dentadura, lo cual permite la menor visibilidad. Se añade a ello que así se facilite el tratamiento gracias a la comodidad de que no se claven los arcos o no se desprendan los brackets. «Las molestias son completamente inexistentes», señala el doctor Mujica

Para adaptar perfectamente la ortodoncia al paciente, primero se realiza un molde de su boca, que se envía a la fábrica, donde un grupo de ortodoncistas evalúa la posibilidad de la colocación en ese caso concreto. Mujica está convencido de que, debido a sus importantes ventajas y la total adaptación al caso concreto de cada paciente, esta será la técnica estándar en el plazo de cinco o seis años, reemplazando casi por completo la ortodoncia convencional.

La técnica está ideada para dar solución a los problemas de apiñamientos y maloclusiones dentarias de clase 1 y 2 y es completamente compatible con todo tipo de carillas, implantes o coronas que ya tenga el paciente.

La técnica Geniova, en definitiva, combina la potencia y eficacia de los brackets tradicionales con la removilidad e invisibilidad de la férula con lo que duplica su efectividad en la predictibilidad de los movimientos dentarios con respecto a los alineadores convencionales consiguiendo hasta 1,25 mm al mes, lo que acorta el tiempo de tratamiento.

En resumen, afirma el ortodoncista de IKIGAI by Hospitales Universitarios San Roque, Rodrigo Mujica, «las ventajas son claras, es un tratamiento indoloro, es removible y, por tanto, más higiénico, es más rápido y prácticamente invisible».

El centro de medicina, estética y bienestar IKIGAI está ubicado en la sexta planta de El Corte Inglés, en Mesa y López, ofreciendo sus ventajas de financiación y avalado por la garantía y calidad de Hospitales Universitarios San Roque.