Valbuena denuncia presiones para que «no haya ley de cambio climático»

02/10/2019

El consejero canario de Transición Ecológica señala directamente al ‘lobby’ de la energía renovable eólica y a los sectores vinculados con el gas natural. Pidió al Parlamento que no les sirva de excusa

José Antonio Valbuena temía el mismo día de su nombramiento que las medidas que plantearía desde su recién estrenado cargo de consejero de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial no iban «a ser del agrado de unos pocos con nombre y apellidos». Este martes desveló en el Parlamento que días después de su nombramiento ya le empezaron a «mandar recados» y a «llamarlo» porque, según dijo, «no les interesa que haya una ley de cambio climático».

Los nombres de aquellos «pocos» son, por un lado, los empresarios del sector de la energía eólica, que se oponen de forma radical a un modelo de energía renovable distribuida (básicamente fotovoltaica) y, por tanto, en manos de la ciudadanía y no concentrada entre unas pocas fortunas que, según Valbuena, «están queriendo hacer con el viento lo que hicieron los aguatenientes con el agua»; y, por otro, de los empresarios vinculados con la introducción del gas natural licuado en Canarias.

También habló de las «chinitas en el camino» que le van a poner «colectivos de izquierdas» –que «ni siquiera son grupos políticos», aclaró– para sacar adelante las medidas que ayer volvió a explicar en comisión parlamentaria y que tienen la punta de lanza en la aprobación de la ley de cambio climático.

El consejero reveló las presiones que está recibiendo de estos sectores después de que la diputada de Coalición Canaria (CC), Beatriz Calzada, le avisara de que la tramitación parlamentaria «tiene sus plazos» y que la aprobación de la retahíla de leyes que avanzó que quiere sacar adelante esta legislatura puede que no sea tan rápida como él cree.

Valbuena exhortó a los diputados presentes a que «la dificultad [de la tramitación] del Parlamento no sea la excusa que buscan algunos de fuera de la Cámara para que no haya ley de cambio climático» en Canarias.

Y les recordó que quienes están poniendo piedras en el camino a la futura ley «son gente que no representa a la soberanía popular», por eso apeló a aquellos que sí la representan, lo 70 diputados y diputadas regionales, a que no permitan que a los que «solo les interesa que no tengamos ley» se salgan con la suya utilizándolos a ellos.

Valbuena avanzó que en una semana su departamento sacará el borrador de la ley a consulta pública para que los distintos colectivos aporten sus opiniones. De aquí a la aprobación de la ley tiene programadas más de 100 reuniones, indicó.