Abandonan un perro atado a una valla en Teror

12/03/2019

El animal, de pequeñas dimensiones, estaba amarrado junto a la vía. En buen estado pero sin chip, ha sido traslado al albergue insular de animales.

Otro capítulo de abandono y maltrato animal. Gran Canaria tiene el dudoso honor de ser el lugar en Europa que más animales se abandonan por metros cuadrados. Y este es uno de los últimos ejemplos que describen esa triste realidad. Según informa la Guardia Civil, el pasado domingo 10 de marzo, a las 7:30 horas, agentes del Puesto de la Guardia Civil localizaron, tras el aviso de un ciudadano, a un perro amarrado a las vallas metálicas de protección de la carretera GC 43. Esto es a la altura del kilómetro 7 en Teror.

Tras localizar al perro avisaron rápidamente a un facultativo veterinario del citado municipio, que se hizo cargo del animal, para ser trasladado durante el presente día al albergue insular de animales, continuando con las gestiones para localizar al dueño del animal, ya que hasta el momento no se le ha podido localizar el microchip preceptivo.

Abandonan un perro atado a una valla en Teror

Se trata de un perro de pequeñas dimensiones y de poco peso de color blanco y manchas negras en la cara, que en el momento en el que fue encontrado estaba atado con una correa a la valla junto a la carretera.

Fuertes multas por abandonar a un animal

Desde la Guardia Civil se hace énfasis en recordar que el abandono de animales domésticos o de compañía en principio es una infracción administrativa a la Ley de Protección de Animales del Gobierno de Canarias, tipificado en su artículo 24.3 apartado 3, y sancionado con multas económicas a partir de 1.500 euros.

Pero en el caso de que se abandone un animal en condiciones en que pueda peligrar su vida o integridad física, como es el caso, supondría un delito de abandono animal, tipificado en el artículo 337 bis del Código Penal, sin olvidar que la forma en que se ha producido este abandono puede suponer, en caso de que el animal se libere solo, también un riesgo para la seguridad vial del resto los conductores usuarios de la carretera.