El salón y el dormitorio principal del suntuoso jet. / AIRBUS

Vuelos de ensueño tras la pesadilla

Vuelven a operar las primeras unidades del ACJ320neo, el jet privado más suntuoso del mundo, entregadas semanas antes de que se paralizara el tráfico aéreo

Miguel Lorenci
MIGUEL LORENCI Madrid

Con la flota mundial de aviones civiles y los aeropuertos a medio gas, surcar los cielos es un sueño aplazado por muchos hasta que pase pesadilla de la pandemia. Pero puestos a soñar, ¿por qué no volar como un magnate en el jet privado más lujoso que jamás se haya fabricado? Este aparato de ensueño es muy real: el ACJ320neo, de Airbus. Poco antes de la pandémica hecatombe aérea se entregó la primera unidad de una aeronave a alcance de poquísimos bolsillos. Cuesta 103 millones de euros en sus conformación más modesta.

Impresionan las imágenes de su suntuoso y exclusivo interior, con capacidad para 17 pasajeros acostados o de 19 sentados, según se configure. Su autonomía -9.700 kilómetros-, le permite cruzar océanos y viajar sin escalas y con una sola carga de combustible entre Madrid y Los Ángeles, de Barcelona a Shanghái, de Londres y Seattle o de Nueva York a Sídney.

El lujo de sus espacios, con diseño VVIP de Yves Pickardt, del estudio parisino Alberto Pinto, roza la ciencia ficción. Con un esplendoroso salón con sofás de cuero y dormitorios con camas dobles, el principal cuenta con gran aseo con ducha cuadrada, el más grande jamás construido por Airbus. La cocina tiene un horno de inducción que permite preparar alimentos frescos sin humos ni olores. Todo se despliega en una cabina de 96 metros cuadrados en un volumen de 220 metros cúbicos, con 27,7 metros de longitud, 3,7 de ancho y 2,2 de alto. Un humidificador de aire garantiza una atmósfera saludable y confortable. El sistema de entretenimiento a bordo permite ver cientos de películas y programas de TV en 19 iPads individuales y cuatro grandes pantallas de TV. Está equipado, cómo no, con wifi inalámbrica ultrarrápida a través de la conexión a internet Ka-Band.

El salón y el dormitorio principal del suntuoso jet. / AIRBUS

Vuela con motores Sharklets de última generación que suponen notables avances en materia de eficiencia energética y alcance. Tiene casi 36 metros de envergadura, 37,5 de longitud y casi doce de altura, con un diámetro del fuselaje cercano a los cuatro metros.

La versión más modesta se puso a disposición de Acropolis Aviation, un operador chárter británico de vuelos de lujo que recibió su nuevo ACJ320neo poco antes de que se paralizara la aviación comercial por el coronavirus y que ya opera con cierta normalidad. Airbus es también el productor del avión de pasajeros más grande del mundo, el A380, el gigantesco aparato con capacidad para más de 850 pasajeros que hizo su primer vuelo comercial en 2007.

Temas

Airbus