La Travesía a Nado El Río tendrá meta por primera vez en la playa

11/10/2018

La prueba, que se estrena en domingo y con 750 inscritos, rendirá tributo al joven Alejandro Candela, fallecido en junio. Hay previsto un plan alternativo por si la climatología resulta adversa

La Travesía a Nado El Río, entre Lanzarote y La Graciosa el domingo próximo, contará con la particularidad de que estrenará meta, en la playa de Caleta de Sebo, por cuestiones de seguridad. Los nadadores, 750 inscritos a priori al margen de que al final sean algunos menos en la salida, deberán nadar por un circuito dentro de la zona portuaria donde queda ajena la meta de otros años, la rampa de puerto. El tiempo de llegada se tomará en el agua, a pocos metros de la arena, se aseveró durante la presentación de la actividad, que alcanza su edición 26, con presencia del presidente insular, Pedro San Ginés, y del consejero de Deportes, Lorenzo Reyes.

Los primeros en alcanzar el objetivo de atravesar El Río se espera que marquen un tiempo de poco más de media hora, si las condiciones del mar son propicias. A partir de entonces se abrirá un plazo de una hora para al resto de nadadores, de manera que quien no se ciña a este parámetro llegará fuera de control. A nivel de adultos, los hombres llevarán gorros de color naranaja, mientras que serán rosados los gorros de las mujeres. Los menores, sin importar aquí el sexo, llevarán gorros de color amarillo. Todos los que alcancen la meta recibirán una medalla, salvo que acontezca como en la edición de 2016, que fueron robadas mientras se celebraba la prueba.

La cita de este año, de nuevo bajo responsabilidad del Servicio Insular de Deportes tras el traspaso a cargo del Real Club Victoria de Gran Canaria, servirá para rendir homenaje al joven Alejandro Candela, fallecido en junio. Este deportista, ganador hace dos años, será el motivo principal de la boya número 7, más o menos a mitad del recorrido, con un total de algo mas de 2.600 metros. Además, también será este joven el argumento principal de la cita vespertina del sábado, consistente en una cita por relevos, con presencia de 15 nadadores, entre los que se espera que esté el presidente insular, según estableció el propio San Ginés en la presentación.

Cabe señalar que es la primera vez que la Travesía a Nado El Río se hace en domingo y no en sábado. Se debe a una cuestión circunstancial, por el coeficiente de las mareas. En consecuencia, no se descarta que de nuevo se celebre en sábado la cita de 2019.

Por otro lado, en la presentación se avanzó que hay prevista un servicio de seguridad nutrida, con medios terrestres, marino y aéreos, con implicación de Emerlan, Guardia Civil y Gobierno de Canarias, entre otros. Además, en esta materia se indicó que se ha previsto la posibilidad de una ruta alternativa, por el muelle de La Graciosa y espacios próximos, en caso de que la climatología resultara adversa para la ruta desde el Risco hasta Caleta de Sebo.