Un grupo de 62 menores saharauis pasará el verano en Gran Canaria

15/07/2019

El programa "Vacaciones en Paz" del Cabildo de Gran Canaria ha recibido a 62 menores saharauis residentes en los campamentos de Tinduf, de entre 9 a 13 años, que pasarán el verano con familias de acogida en la isla.

La iniciativa, que lleva 40 años desarrollándose en España, tiene como objetivo que los niños y niñas se alejen durante casi dos meses de las duras condiciones climatológicas y geopolíticas que vive Tinduf, considerada una de las zonas más inhóspitas del planeta y que sufren más de 50 grados de temperatura en la temporada estival.

Durante su tiempo inmersos en el programa, los niños podrán recibir asistencia médica especializada de la que no disponen en su país y aprender más sobre la cultura canaria, al tiempo que disfrutan del verano en la isla y de actividades de ocio.

Varios de los menores repiten experiencia y otros porque es la primera vez que llegan a la isla, en la que han sido recibidos por miembros de la institución de todas las fuerzas políticas, con material escolar, además de una mochila con un balón y una mochila con material escolar, ropa, chocolatinas, una linterna solar y un termo.

El subdelegado del Frente Polisario en Canarias, Mohamed Said, ha agradecido al Cabildo la colaboración y el apoyo ante la "tragedia" que viven, y ha compartido la idea del presidente de la Asociación Canaria de Solidaridad con el Pueblo Saharaui, Octavio Melián, quien agradeció "el cariño y el amor de los canarios" y de las familias, que "son pilares básicos para este programa".

El presidente del Cabildo de Gran Canaria, Antonio Morales, ha dado la bienvenida a los participantes del programa y las familias, a las que ha agradecido "la entrega y el esfuerzo" con este programa solidario, porque "más allá del apoyo de las instituciones y ONG, sin su ayuda este proyecto no podría llevarse a cabo".

Del mismo modo, ha reafirmado el compromiso del Cabildo grancanario con la causa saharaui, y ha celebrado que en el anterior mandato fuese recuperado el programa Gran Canaria Solidaria, que ha permitido a la corporación "cumplir el compromiso de destinar el 0,7 % del presupuesto de inversiones y subvenciones a la ayuda internacional".

Tal y como ha recordado "el pueblo saharaui atraviesa momentos difíciles", más aún "con el cambio climático, que está incidiendo de manera más especial en estos territorios con intensa sequía, lluvias torrenciales y calor", por lo que "es más necesaria que nunca la solidaridad".

Para Morales el pueblo saharaui "no está solos", porque "hay muchas personas, organizaciones e instituciones luchando para que se cumpla el derecho internacional y las resoluciones de la ONU", y de esta forma la comunidad "vuelva a los territorios ocupados y ejerza la soberanía a la que tienen pleno derecho", como ha recalcado también el consejero de Solidaridad Internacional, Carmelo Ramírez.