Se integrará a la comunidad gitana en políticas que le afecten

14/02/2018

El Cabildo de Gran Canaria pone en marcha un Análisis de la situación socioeconómica del pueblo gitano residente en el municipio de Ingenio para abordar la realidad de esta comunidad de cerca de 300 personas y lograr su implicación en políticas que les afecten.

La consejera de Política Social y Accesibilidad, Elena Máñez, dio a conocer este miércoles el proyecto al que destina 18.000 euros y que se centra en Ingenio, por ser el municipio que más volumen de población gitana concentra en Gran Canaria, aunque no es el único.

Este programa pretende «abordar y visibilizar a una comunidad con un alto grado de inserción» para que «exprese su realidad, nos exponga sus necesidades y nos indique qué elementos nos pueden servir para el conocimiento empírico del colectivo» y, de esta forma, «trabajar en una mayor inclusión de la sociedad gitana en el municipio, sin prejuicios ni estereotipos», indicó Máñez.

La comunidad gitana en Canarias «lleva asentada desde los años 50» y, en el caso de Ingenio, «son vecinos perfectamente integrados en el municipio con una cultura que ha aportado mucho a la isla y también al país», detalló la consejera.

Este proyecto responde a la necesidad de «impulsar la investigación y la acción desde un modelo participativo» que aporte «un diagnóstico adecuado para avanzar de una forma más concreta de cara al futuro», subrayó la consejera.

El trabajador social y de etnia gitana José Carmona es el encargado de elaborar el proyecto y dijo que se trata de un estudio de once meses de duración, que tiene como fin conocer «de forma específica la comunidad para darle protagonismo y escuchar al pueblo gitano».

Para ello, «se empleará una metodología participativa, dentro de un proceso cuantitativo y cualitativo con técnicas de grupos de discusión, análisis DAFO, y aportando espacio también a la creatividad», apuntó Carmona.

«La comunidad gitana en Canarias es muy diversa en relación a la península», según Carmona, quien ha dicho que, además, presenta «realidades diferentes» en función del municipio donde resida.

En Canarias «no se han realizado estudios» sobre esta comunidad y y los informes existentes no son profesionales, según apuntó el trabajador social, que espera que este proyecto piloto se traslade a otras islas y también a más municipios.

Como primeros datos, el encargado del proyecto indicó que «en Canarias la comunidad está profesionalizada, pues cuenta con estudios de grado, además de grados medios y superiores», mientras que en la Península no.

Así mismo, «la población gitana en Canarias es muy diversa, no hay guetos ni asentamientos como en la península, sino que se distribuyen con una comunidad integrada que no tiene la imagen ni las características que se observan en otras regiones de España», ha apostillado