Ocho años de cárcel por abusar de su sobrina mientras estaba inconsciente

23/07/2019

El tío debe indemnizar con 40.000 euros y pagar las costas.

A ocho años de cárcel y pagar una indemnización de 40.000 euros por abuso sexual, la Sección Segunda de la Audiencia Provincial ha condenado al fisioterapeuta que, el 8 de julio de 2014, cometió el delito mientras su sobrina estaba inconsciente tras haberle administrado cuatro pastillas de un antidepresivo y un chupito de un licor de hierbas. El condenado, que abusó de la hija de su hermana cuando aún era menor de edad, también tiene prohibido comunicarse y acercarse a la joven durante 17 años, además de pagar las costas procesales -incluidas las de la acusación particular- y debe permanecer bajo libertad vigilada durante cinco años, una vez cumplida la pena de prisión.

La sentencia, contra la que el tío puede presentar recurso de casación en un plazo de cinco días, considera probado el abuso sexual con acceso carnal en base a la «sinceridad» del relato de la chica, las pruebas periciales de los forenses, los informes psicológicos y la versión de los testigos (la madre, el novio y los guardias civiles). Para la sala, el testimonio de la víctima «ha merecido toda la credibilidad. Su declaración es persistente y se ha mantenido» desde la denuncia inicial hasta el día del juicio.

En cambio, la Audiencia percibe contradicciones entre la primera versión del fisioterapeuta y las posteriores. «Ante la Guardia Civil, reconoció los hechos y que había penetrado a su sobrina tras administrarle alcohol y pastillas». A lo que se suman los guasaps que envió a la chica como «no sé dónde esconder mi vergüenza, no puedo mirar a nadie a los ojos».