Los once mejores de la Maxorata

05/07/2018

El nuevo centro polivalente de Antigua acogió la noche de este miércoles la entrega de los premios Honores y Distinciones que entrega cada año el Cabildo. El momento más emotivo fue el del recuerdo a María Victoria Cabrera.

El Cabildo de Fuerteventura entregó anoche los premios Honores y Distinciones en el centro polivalente Manuel Sánchez González de Antigua, de reciente inauguración. El presidente Marcial Morales, los representantes del Ayuntamiento de Antigua y portavoces de los diferentes grupos políticos del Cabildo de Fuerteventura asistieron al acto.

Un total de once personas y colectivos de la isla recibieron este año los galardones que otorga la corporación insular a personalidades y agrupaciones en diferentes ámbitos como la emprendiduría, el deporte o la cultura, entre otros. Para Morales, los premios se conceden con el objetivo de reconocer la labor de «todas esas personas y agrupaciones, que han añadido valor a la isla». Los galardones son el resultado de un acuerdo unánime, consultado entre los diferentes grupos políticos del Cabildo de Fuerteventura y se otorgan en base al acuerdo adoptado por el pleno insular del pasado 21 de mayo.

Póstumo a María Victoria

El título de Hija Adoptiva de Fuerteventura a Título Póstumo se entregó a María Victoria Cabrera Báez, pionera del turismo rural de la Isla con su establecimiento La era de la Corte, en Antigua. Debido a la reciente muerte de su marido y también impulsor del hotel rural, Andrés Rodríguez Berriel, el premio lo recogió una de las hijas del matrimonio. Por su parte, el título de Hijo Predilecto de Fuerteventura se otorga a Antonio Ortega Rodríguez, por su labor sanitaria como fisioterapeuta en el Hospital General «y su vida dedicada a los majoreros».

Se entregó anoche asimismo la Medalla de Fuerteventura en la Categoría de Oro a José Padilla Francés, por su impulso al crecimiento del sector primario en la Isla y la economía local. Padilla es el fundador de la cadena de supermercados del mismo nombre que arrancó hace más de 20 años con una primera tienda en Tarajalejo, en el municipio de Tuineje, y que hoy tiene establecimientos abiertos en casi toda la isla, incluidos Puerto del Rosario, Corralejo y Morro Jable.

Las Medallas de Fuerteventura en Categoría de Plata fueron a parar al club de pesca Faro de la Entallada en Gran Tarajal (municipio de Tuineje), el Casino de Antigua, la Murga Las Ignorantes del centro de mayores de Morro Jable y la asociación lúdico cultural Más Ruines que Caín que revive cada 13 de octubre la victoria de los majoreros en las batallas de El Cuchillete y Tamasite, en Tuineje, en el transcurso de unas fiestas catalogadas como interés turístico regional y que tramita la misma catalogación a nivel nacional.

Reconocimiento a Altihay

El Premio Cabildo de Fuerteventura al Mérito Deportivo lo recibió el club deportivo Caima Fuerteventura de Villaverde, por su trayectoria en el mundo del balonmano; mientras que el galardón al Mérito Social fue para Altihay Fuerteventura, que es el colectivo LGTB que ahora mismo celebra el Año de la Transexualidad con exposiciones y otros actos.

Finalmente, el Premio Cabildo de Fuerteventura al Mérito Cultural se entregó a la asociación de vecinos La Charca, en Puerto del Rosario, y el Premio Cabildo al Mérito Artístico a Antonio Patallo Valerón, pintor y escultor.

Entre galardón y galardón, sonó anoche en el recién estrenado centro polivalente de Antigua casco el espectáculo musical Timples y otros pequeñas guitarras del mundo de Germán López, Beselch Rodríguez, Yone Rodríguez y Althay Páez, con la participación de Jonathan Campos.