Parque nacional marino en El Hierro

Referéndum y medias verdades

18/12/2017

A principios de octubre, Belén Allende daba otra vuelta de tuerca al tan traído y llevado parque nacional marino de El Hierro anunciando una consulta popular sobre la conveniencia o no de su declaración. Dos meses después, algunos colectivos han empapelado la isla pidiendo la consulta ya. Desde el Cabildo avisan de que por lo menos hasta junio no se podrá hacer.

Presidenta, ¿cuál es la siguiente pataleta con el parque nacional de El Hierro? Lo último era un referéndum, ¿a qué esta esperando? No querían que el pueblo se manifestara, ¿cuál es el problema ahora?». Esas tres preguntas vienen a resumir casi a la perfección el sentir de buena parte de la población herreña respecto a la posición que ha adoptado el Cabildo desde que en 2014, con el socialista Alpido Armas aún de presidente, el Organismo Autónomo de Parques Nacionales (OAPN) le puso sobre la mesa una propuesta para crear en la isla el primer parque nacional marino de España.

Las preguntas las lanzaba días atrás un lector del diario digital Gacetadelmeridiano.com a modo de comentario a la noticia de que Iniciativa por El Hierro-Izquierda Unida Canaria (IpH-IUC) había iniciado una campaña para pedir a la presidenta insular, Belén Allende, la convocatoria de la consulta sobre el parque nacional que ella misma anunció que haría en octubre. La campaña de IpH-IUC básicamente ha consistido en empapelar la isla de carteles con un mensaje «Belén, queremos ya la consulta sobre el parque nacional. Decidiremos» y con un recado debajo de los logotipos del partido: «Lo que no dicen en el pleno, lo decimos en la calle».

En el Cabildo aseguran que «la consulta se hará», pero no todavía porque se carece de un marco legal que permita su celebración. Se trata del reglamento de participación ciudadana del que la Institución herreña carece y que en estos momentos se está tramitando.

Pero eso ya lo sabía Belén Allende cuando en octubre lanzó su propuesta de hacer un referéndum según las directrices de la Ley canaria 5/2010 de Fomento de la Participación Ciudadana, dijo entonces, para que fueran los propios herreños los que dieran al director general de Parques Nacionales, Basilio Rada, la respuesta que lleva esperando desde que en febrero pasado presentó de manera formal la propuesta de declaración del parque nacional. Y porque lo sabía, muchos en El Hierro creen que la idea de la consulta fue otra maniobra de despiste para posponer la decisión sobre el parque que, claramente, es negativa en tanto que su gestión no quede en manos del Cabildo.

«La consulta sobre el parque nacional será la primera que se haga desde que se apruebe el reglamento de participación ciudadana», aseguran en el entorno de Allende, y la Dirección General de Transparencia de la Corporación insular ya avisa de que esa ordenanza, junto con el portal de participación ciudadana, la sede electrónica insular y el propio portal de transparencia -que ya se ha presentado- «no estarán aprobados antes de mayo o junio» del próximo año.

Si esto es así, se trata de «otra media verdad» de la presidenta, dicen los partidarios de que el mar herreño goce de la máxima protección medioambiental, que se suma a la de la «seudocampaña de información» que durante varios meses se llevó a cabo en la isla tras pedir tiempo para tomar una decisión.

Pero, la postura del Cabildo contra el parque no solo tiene que ver con que no vaya a gestionarlo directamente, sino también con la abierta negativa manifestada por un colectivo de gran peso en la isla: los pescadores deportivos.