Borrar
Directo Clavijo insiste en la reforma de Extranjería tras el bloqueo en el Congreso
Blanca Paloma, representante de España en la 67ª edición del certamen europeo de Eurovisión, en su tercer ensayo. R.C.
Blanca Paloma busca su 'chanelazo' en Eurovisión 2023

Blanca Paloma busca su 'chanelazo' en Eurovisión 2023

La cantante quiere conquistar Europa con una nana por bulerías, que recupera el flamenco en el certamen

J. Moreno

Viernes, 12 de mayo 2023

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Cuando Remedios Amaya llevó por primera vez el flamenco a Eurovisión en 1983, Blanca Paloma todavía no había nacido. Pero para la representante española en la actual edición del festival siempre había sido un referente. Aquella memorable actuación, en la que la artista sevillana se lanzó al escenario descalza, fue un fracaso: quedó en la última posición y España no consiguió ningún punto. Un fiasco que supuso entonces un resultado traumático en RTVE. Cuarenta años después de aquel batacazo, la ganadora del Benidorm Fest vuelve a probar suerte con el arte más español. Lo hará en el popular certamen musical, que cada año sigue una audiencia potencial de 200 millones de espectadores en todo el mundo.

Blanca Paloma interpretará en Eurovisión 2023 la canción 'Eaea', una nana por bulerías con la que la ilicitana rinde homenaje a las abuelas que las tarareaban en sus casas. Según explicó, su apuesta para el festival tiene influencias de Federico García Lorca y Manuel de Falla, pero también de toda la tradición popular ibérica. Para verla sobre el escenario del M&S Bank Arena de Liverpool no habrá que esperar mucho. Actuará en el puesto número ocho (sobre las 21:45 horas aproximadamente), justo después de Andrew Lambrou de Chipre y antes de la sueca Loreen y su 'Tattoo'. La misma posición, por cierto, en la que salió ABBA con 'Waterloo' y venció en el año 1974. La gran final del certamen comienza esta noche a las 21:00 horas y se puede seguir en La 1 de TVE con los comentarios de Julia Varela y Tony Aguilar.

De esta manera, el arte del flamenco regresa a Eurovisión cuatro décadas después de Remedios Amaya. La propia Blanca Paloma ya comentó, en una entrevista en 'El hormiguero' de Antena 3, que aquello fue una injusticia. «Yo creo que Remedios Amaya fue una adelantada a su tiempo y que Europa no estaba preparada entonces», aseguró. En esta ocasión, se escuchará un flamenco menos puro, más pop y mezclado con toques de electrónica. La arriesgada apuesta de la candidatura de RTVE puede presumir, eso sí, de sonar diferente a lo que se escucha y ve últimamente en el festival. Porque ya lo advirtió Lola Flores en un programa de 'La Clave' dedicado al futuro de la copla después del franquismo: «A mí me gustaría nada más que hacer la prueba de mandar una canción española a Eurovisión. Verás como no quedaba en la cola», comentó la farona, que entonces apostaba por enviar a Rocío Jurado al concurso europeo.

Entre las favoritas

Las casas de apuestas sitúan a la representante española en una dignísima sexta posición, un resultado peor que el de Chanel el año pasado -quedó tercera-, pero que todavía sabe a gloria tras los últimos batacazos de España en la última década. Sin embargo, todo está abierto y por decidir, porque Blanca Paloma busca un 'pichonazo', en referencia a como denomina a sus seguidores ('los pichones'), y todavía puede sorprender tanto al jurado profesional como al público del televoto.

Los expertos coinciden en la solidez de la propuesta española al mantener prácticamente igual la puesta en escena que la artista utilizó en el Benidorm Fest. Junto a ella, estarán en el escenario tres bailarinas y dos palmeras. RTVE decidió mantener la realización intimista con el apoyo de doce cámaras y un total de 35 planos. Todo ello acompañado por una suerte de círculo de invocación que recrea el mantón y los flecos en homenaje a su abuela Carmen, quien le transmitió la pasión por el flamenco. Por su parte, Blanca Paloma lucirá un traje diseñado por Paola de Diego, que convierte a la cantante en una arquera con un espectacular corpiño armadura para enamorar a toda Europa.

Según las casas de apuestas, la gran favorita para ganar Eurovisión 2023 es la representante de Suecia, Loreen, que ya se llevó el micrófono de cristal en 2012 con 'Euphoria'. Además, pisa fuerte en este barómetro para alzarse con la victoria el rapero finés Käärijä con la canción 'Cha' y también Ucrania, el país vencedor en la edición anterior con Kalush Orchestra, que en esta ocasión apuesta con el dúo Tvorchi. Por su parte, las austriacas Teya & Salena serán las encargadas de abrir la gala y Mae Muller, del Reino Unido, cerrará la 67ª edición del festival. En TVE, será la cantante Ruth Lorenzo la encargada de comunicar los votos de España durante la final.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios