Muere el mítico presentador José María Íñigo

    Cargando reproductor ...
06/05/2018

El periodista y presentador de radio y televisión José María Íñigo (Bilbao, 1942) ha fallecido este sábado a los 75 años de edad.

Íñigo colaboraba desde septiembre de 2000 en el programa dominical de la cadena pública «No es un día cualquiera», presentado y dirigido por Pepa Fernández. El periodista se convirtió en el rostro de TVE en los 70 gracias a Fiesta, Directísimo o Estudio Abierto.

Los inicios de José María Íñigo fueron en la radio, sobre todo en programas musicales como El gran musical y fue uno de los creadores de Los 40 Principales.

Íñigo contaba con una dilatada experiencia en televisión, radio y era, sobre todo, un experto en periodismo musical. En los últimos años (entre 2011 y 2017) fue el comentarista del Festival de Eurovisión para TVE.

Como escritor publicó una veintena de libros y colaboraba, entre otros, en el programa No es un día cualquiera de (RNE), Aquí la Tierra y Hora Punta (TVE).

Sus primeros contactos con el mundo de la comunicación fueron en su tierra natal, al ser contratado por Radio Bilbao y posteriormente por la cadena COPE. En esa época comienza a escribir en La Gaceta del Norte. Con 18 años ya trabaja en el Servicio de Reportajes Especiales de la Agencia EFE.

Poco después se traslada a Londres, desde donde colabora con varios programas musicales de la Cadena SER. A su regreso a España, se instala en Madrid, y colabora con los programas El Musiquero, El Gran Musical y Los 40 Principales.

Su debut en TVE se produce el año 1968 en el programa de Pedro Olea, codirigido por Iván Zulueta, Último Grito, un espacio que pretendía mostrar las tendencias artísticas y musicales punteras en el momento. Más tarde presentaría el programa musical Ritmo 70, bajo realización de Pilar Miró.

En 1970 estrenaba en el entonces canal UHF el programa de Estudio abierto de entrevistas, reportajes y variedades,4​ que cuando pase a la primera cadena en 1972 lo lanzó definitivamente al estrellato televisivo y en el que consagró su imagen adornada con unos enormes mostachos. El programa se emitiría hasta 1974 y, en una segunda etapa, entre 1983 y 1985.

A Estudio abierto, siguieron otros programas, de corte similar en los que Iñigo alternaba la presentación de actuaciones musicales con las entrevistas a personajes famosos o a ciudadanos desconocidos para el gran público, pero con cosas curiosas que contar o mostrar como Uri Geller, el mentalista. Todos esos espacios lo convirtieron en uno de los rostros más populares en España durante los años setenta: Directísimo, Esta noche...fiesta, Fantástico, etc.

Tras la llegada de las televisiones privadas, y tras unos años de silencio, José María Íñigo volvió a ponerse delante de una cámara, acompañando a otra veterana del medio, Laura Valenzuela en el programa Las mañanas de Telecinco (1993-1994). Desde entonces, se ha dejado ver en diferentes programas de cadenas públicas y privadas en presentación de espacios de variedades, concursos o incluso reality shows. Al mismo tiempo, y desde 2000 colabora en el programa de Radio Nacional de España No es un día cualquiera.

También participa en el programa de Televisión Española Las mañanas de La 1, con Mariló Montero.

Es de destacar también su revista de turismo y viajes Ganas de viajar.

El 15 de junio de 2011 fue nombrado Padrino del Club Exxpopress de Periodistas de Galicia.