Los ingresos de los impuestos del REF evidencian la recuperación, pero también reflejan la inflación. / C7

El IGIC ingresa en lo que va de año un 14% más que en 2019

El turismo y la inflación contribuyen a que principal impuesto canario haya recaudado 1.158 millones en siete meses

B. Hernández
B. HERNÁNDEZ Las Palmas de Gran Canaria

La comunidad autónoma ha registrado en los siete primeros meses de este año un crecimiento de los ingresos procedentes del IGIC del 64% respecto al año pasado y un 14% sobre el ejercicio de 2019, el último año prepandemia, hasta alcanzar los 1.158 millones de euros, según los datos hechos públicos por la Agencia Tributaria Canaria.

Estas cifras ponen de manifiesto la recuperación económica en las islas y un mayor consumo, debido sobre todo a la llegada de turistas, pero también el alza generalizada de los precios por los altos índices de inflación que se están registrando desde mediados de 2021.

Asimismo, las causas de este incremento están en el aumento de los costes del transporte marítimo tras al paralización provocada por la covid. A ello se suma, según la Agencia Tributaria «un mayor cumplimiento de las obligaciones tributarias de los contribuyentes».

RECAUDACIÓN

  • Cifras totales La comunidad autónoma ha ingresado, tanto por impuestos del REF como por impuestos propios y cedidos 1.883 millones en siete meses.

  • Bloque Canario A este grupo de tributos corresponde el 69% de los ingresos, fundamentalmente al IGIC. En total, los impuestos canarios supusieron 1.303 millones y un incremento del 18% sobre 2019.

  • IGIC El impuesto más importante de la comunidad autónoma registró una recaudación de 1.158 millones hasta el pasado 31 de julio.

En término absolutos, el ingreso de julio fue de 226,6 millones, lo que significa 74,7 millones por encima del mismo mes del año anterior y 120 millones más que en el ejercicio de 2020.

Bloque Canario

Un porcentaje ligeramente superior al anotado por el IGIC es el incremento del Bloque de Financiación Canario, que roza el 18% sobre 2019. En cambio, en el acumulado hasta el mes de julio, en comparación con el ejercicio anterior, la subida es de un 60%. Así, en lo que va de año, la recaudación asciende a 1.303 millones frente a los 1.105 millones contabilizados hace tres años, casi 200 millones más.

De esta cifra total de recaudación de los impuestos derivados del REF, los cabildos y ayuntamientos reciben el 58%, mientras que la comunidad autónoma se 'queda' el restante 42%, es decir que de los 1.303 millones, en torno a 677 millones van para las entidades locales y las arcas regionales mantienen los otros 525 millones.

Además del IGIC, el impuesto más importante, el Bloque de Financiación Canario incluye el Arbitrio sobre Importaciones y Entrega de Mercancías (Aiem) y el Impuesto de Matriculaciones.

En este segundo tributo, entre enero y julio se produjo un descenso de un 22% respecto al mismo periodo de 2019 al pasar de 13,3 millones a 10,3 millones. Según la Agencia Tributaria, la caída de este impuesto se debe a las consecuencias de la crisis originada por la pandemia, pero también al aumento de las ventas de cochos eléctricos, que no tributan por este impuesto.

En cambio, el Aiem registró un incremento del 75,5% en los siete primeros meses del año sobre 2019 e ingresó 19,4 millones en julio. Entre los motivos de esta subida figuran la recuperación económica y al aumento de los costes de transporte marítimo.

Impuestos propios y cedidos

Respecto al total de impuestos gestionados por la Agencia Tributaria Canaria -que incluye además de los derivados de los tributos derivados del REF, los propios y cedidos- suman 1.883 millones en los primeros siete meses del año, un 50,38% de incremento respecto al año pasado y un 15% sobre el mismo periodo de 2019, en el que sumó 1.631 millones de euros.

En el primer semestre de este año, la recaudación del IGIC creció un 11,7% con respecto a 2019. Ante estos datos, el vicepresidente del Gobierno de Canarias y consejero de Hacienda, Román Rodríguez, hizo hincapié en que la comunidad autónoma ha consolidado un gasto público que ha crecido en más del doble en el mismo período.

Además, subrayó que a la hora de evaluar el crecimiento recaudatorio, también ha de tenerse en cuenta, respecto a los datos del 2019, que entonces el tipo general del IGIC era del 6,5% y ahora es del 7%, lo que explica parte del aumento.