Borrar
Imagen de Fernando Clavijo, el martes durante una visita a las instalaciones donde se celebró la fiesta. C7
Investigan a tres agentes por hacer una fiesta en la sede de la Policía Canaria

Investigan a tres agentes por hacer una fiesta en la sede de la Policía Canaria

Se trata de alumnos del curso de formación básica. Llevaron alcohol, pusieron música e invitaron a dos trabajadoras de la empresa de catering

Francisco José Fajardo y B. Hernández

Las Palmas de Gran Canaria

Jueves, 11 de enero 2024, 01:00

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Cuerpo General de la Policía Canaria ha abierto un expediente de información reservada sobre un incidente presuntamente protagonizado en las instalaciones de este cuerpo en Santa Cruz de Tenerife por tres alumnos del curso de formación básica. Según señala la Consejería de Presidencia, Justicia y Seguridad sobre estos «supuestos hechos» los agentes organizaron una fiesta la noche del 21 al 22 de diciembre en la que introdujeron alcohol, pusieron música y fueron acompañados por dos trabajadoras de la empresa de catering que suministra a la Policía Autonómica.

Según fuentes oficiales, todo ocurrió después de una cena de navidad organizada por el Cuerpo General de la Policía Canaria junto a los alumnos que han superado el proceso selectivo y están ya en la rampa de salida para empezar a ejercer como agentes de la autoridad en las isla.

En la celebración, advierte esta fuente, existía la prohibición de tomar y disponer de alcohol y la hora de finalización de la misma estaba fijada a las 00.00 horas, aunque finalmente acabó sobre las 01.00. A la fiesta acudieron no sólo los alumnos, sino también los tutores de los diferentes módulos formativos, aunque al final ya la inmensa mayoría de los asistentes habían abandonado el centro.

De guateque

Presuntamente, un grupo reducido de tres alumnos, una vez alcanzada la hora de finalización, sacaron alcohol «que habían introducido de manera camuflada en la residencia», pusieron música y además, a esta fiesta clandestina se incorporaron dos trabajadoras de la empresa de catering.

Al parecer, los protagonistas del guateque policial ocultaron las botellas de bebida en la zona de lavandería del centro y, además, hicieron uso de las habitaciones con el referido personal ajeno al cuerpo sin ningún tipo de autorización.

Al tener conocimiento los mandos responsables de este hecho, el mismo día 8 de enero en el que se reinició el curso, procedieron al inicio de la tramitación de un expediente de información reservada, es decir que internamente se está recabando información de todas las partes implicadas para poder concluir si hay causa para abrir un expediente sancionador. Si una vez concluido este proceso se considerara que se ha producido una falta muy grave, una de las sanciones recogidas en el reglamento es la expulsión. Al parecer y según las fuentes consultadas, las camareras pertenecientes a la empresa de catering que participaron en esta fiesta, han sido despedidas por su empresa.

Este curso al que pertenecen los tres expedientados arrancó en noviembre y concluirá en el mes de abril, después de haber completado 1.100 horas de formación para dotar al alumnado de conocimientos y herramientas para garantizar la seguridad ciudadana y la convivencia, así como para desarrollar actitudes de respeto a las instituciones, personas y los valores propios de la sociedad.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios