Borrar

La Cruz Roja pide más infraestructura a pie de muelle ante la intensa llegada de inmigrantes

Solicita permiso para almacenes logísticos y módulos de asistencia. Lanzarote vivió ayer una jornada frenética. El cate se desborda y se instalan carpas y baños en el muelle para atender a los más de 300 llegados

Silvia Fernández

Las Palmas de Gran Canaria

Martes, 3 de octubre 2023, 02:00

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Cruz Roja ha solicitado a Puertos Canarios permiso para poder aumentar la infraestructura de atención humanitaria a los inmigrantes a pie de muelle. En un primera fase se ha solicitado más espacio para ubicar contenedores con material logístico; en una segunda fase, el objetivo es aumentar los módulos de asistencia y así mejorar la atención que reciben los inmigrantes al llegar a tierra, según fuentes próximas.

El objetivo es que los puertos canarios, a donde llegan las pateras y los inmigrantes tras un rescate, tengan una infraestructura fíja «que permita atenderlos lo más dignamente» posible, según indican fuentes de la organización.

Actualmente, la capacidad para atender a inmigrantes a pie de muelle es de 300 personas en el puerto de Lanzarote -ya se está trabajando en la ampliación tras las últimas llegadas- y otras tantas entre Gran Tarajal y Puerto del Rosario (Fuerteventura) así como en Arguineguín (Gran Canaria). En Los Cristianos (Tenerife) y La Restinga (El Hierro) ni siquiera hay infraestructura fija, sino que cuando llegan los avisos de cayucos se monta sobre la marcha para actuar en cada una de las intervenciones. Lo mismo ocurre en La Gomera. «Se va con las carpas y se montan sobre la marcha», indican estas fuentes, que aseguran que en muchas ocasiones los equipos se «sienten desbordados».

Ocurrió ayer mismo en Lanzarote, donde la llegada de ocho embarcaciones entre el domingo y el lunes con más de 300 personas superó todas las previsiones. El centro de acogida temporal se colapsó y fue necesario instalar carpas y baños provisionales en el puerto «para atenderlos de la mejor manera posible», según señalan fuentes próximas. Hoy se prevé que se produzcan derivaciones para dejar sitio en el centro de acogida a los llegados ayer y que pasaron la noche en el muelle.

«Si llegan dos o tres intervenciones seguidas la infraestructura no es la adecuada para atender a estas personas», indican estas fuentes, que abogan por sobredimensionar estas capacidades. Las primeras solicitudes se plantearon hace un mes dentro del convenio que existe con el Estado, según señalan fuentes de la Cruz Roja, y se está a la espera de contestación. Las peticiones se han formulado en previsión del crecimiento de las llegadas «y lo que podría pasar» en los próximos meses.

En cualquier caso, todo apunta que la mayor infraestructura en los puertos no estará operativa hasta diciembre. «Al menos ya tenemos un horizonte porque la migración no va a parar en diciembre», indican estas fuentes, que señalan que las próximas semanas pueden ser complicadas pero, «como lo llevan siendo desde 2004 y 2006». Aquel año llegaron 31.678 personas. «Lo hicimos y con muchos menos recursos de los que tenemos ahora», apuntan estas fuentes, que señalan que su máxima prioridad es atender con la mayor dignidad a las personas que llegan a Canarias.

También las dotaciones de personal de la Cruz Roja, en plantilla y de voluntarios, se está incrementando para hacer frente al repunte migratorio. Actualmente la plantilla ha pasado de 55 a 71 personas junto a 2.500 voluntarios, que participan en las distintas intervenciones. En Lanzarote o en El Hierro, las más sobrecargadas por las llegadas en los últimos tres meses -desde que se produjo el repunte migratorio-, Cruz Roja desplaza a voluntarios que cubren las intervenciones y suplen a los de las islas para que pueden descansar, según estas fuentes.

«Hay una movilidad de voluntarios bastante potente y se apuntan a esos intercambios y a estar en otras islas una o dos semanas», indican estas fuentes.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios