Borrar
Jules Porier y Marta Nieto en 'Madre'.
'Madre' se alarga y se hace turbia

'Madre' se alarga y se hace turbia

Rodrigo Sorogoyen descolocará a quien trate de buscar respuestas al ejercicio de tensión que fue su exitoso corto: el thriller da paso a una morbosa historia de amor

Jueves, 14 de noviembre 2019

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

'Madre', la película, arranca con 'Madre', el cortometraje. Tal cual. Catorce absorbentes minutos protagonizados por una madre divorciada (Marta Nieto), a cuyo teléfono llama su hijo de seis años que está de vacaciones con su padre en el País Vasco francés. Se encuentra solo en una playa y no ve a su progenitor. La batería de su móvil está en las últimas y se acerca un hombre...

'Madre' era un ejercicio de tensión rodado en un único plano-secuencia, que sacaba punta a uno de los terrores de cualquier padre o madre: que alguien haga daño a tu hijo y no puedas impedirlo. El largometraje que ahora llega a los cines prolonga la situación diez años después. La protagonista se ha ido a vivir a Iparralde y trabaja como camarera en el bar de una playa como aquella en la que su niño desapareció. Intuimos que ha pasado una década de dolor y búsqueda. Hasta que un día ve a un chaval en un cursillo de surf y siente algo: ¿podría ser su hijo?

Entrevista a rodrigo sorogoyen:

Rodrigo Sorogoyen puede defraudar a quien acuda a ver 'Madre' para encontrar respuestas al corto. El director de 'El reino' aparca la intriga y se sumerge en territorios más incómodos y por ello menos complacientes para el espectador. La relación que se establece entre esta madre en busca de su hijo y un adolescente en pos de una amante madura provoca que nuestras expectativas no se vean satisfechas: lo que parecía un thriller se revela turbia historia de amor que debe contemplarse bajo una mirada psicoanalítica.

'Madre' descansa en el formidable trabajo de Marta Nieto, una madre coraje con la mirada perdida moviéndose en el vacío. Más discutible resulta la titubeante narración del director, que en algunos momentos no parece tener muy claro qué rumbo toma una película arriesgada y morbosa.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios