Faye Dunaway, en 'Bonnie and Clyde'.

Faye Dunaway: elegancia y sofisticación eternas

Salto a la fama con 'Bonnie and Clyde' y logró el Oscar por 'Network, un mundo implacable'

Boquerini .
BOQUERINI .

Faye Dunaway se convirtió en estrella de la noche a la mañana gracias a 'Bonnie and Clyde', una de esas películas que impuso una moda, la retro o camp: boinas femeninas, faldas largas, botas… Desde entonces la actriz ha sido un icono. El festival de Cannes, que utilizó su imagen para el cartel de 2011, la definió como «elegancia y sofisticación eternas».

Dorothy Faye Dunaway nació el 14 de enero de 1941 en Bascom, Florida. Hija de un sargento de la Armada estadounidense, estudió teatro en la Universidad de Boston y posteriormente se graduó en la Universidad de Florida y participó en diferentes concursos de belleza. Sus primeros trabajos como actriz tuvieron lugar en el Lincoln Center Repertory Company, donde logró una gran reputación como intérprete teatral en Nueva York, de donde saltó a la televisión. En 1967 el director Otto Preminger la elige como protagonista, junto a Michael Caine y Jane Fonda, de 'La noche deseada', su debut en el cine, y ese mismo año rueda 'El suceso', de Elliot Silverstein.

También en 1967 es seleccionada para dar vida a la famosa atracadora de los años de la Gran Depresión Bonnie Parker en 'Bonnie and Clyde', película dirigida por Arthur Penn y coprotagonizada por Warren Beatty y Gene Hackman, que la elevó al estrellato, convirtiéndola en una de las actrices más sexys de finales de la década de los 60. La recreación romántica y juvenil de la historia de una pareja de forajidos que asolaron el medio oeste americano durante los años posteriores al crack del 29 dio la vuelta al mundo y Dunaway fue nominada al Oscar.

Tras 'El caso de Thomas Crown' (1968), Elia Kazan la convierte en la seductora protagonista femenina de 'El compromiso' (1969), que hacía replantearse su vida a Kirk Douglas. Arthur Penn la vuelve a llamar para 'Pequeño gran hombre' (1970), que protagoniza junto a Dustin Hoffman. Durante los años setenta madura como actriz, compartiendo papel con los principales actores del momento, es el caso de 'Los tres mosqueteros' (1973) de Richard Lester, y su secuela, que rueda en España, 'El coloso en llamas' (1974), 'Los tres días del cóndor' (1975), 'Chinatown', de Roman Polanski, por la que logra su segunda nominación al Oscar, de 1975, uno de los grandes clásicos del nuevo cine negro de los 70, o 'Network, un mundo implacable' (1976), por la que consiguió ganar finalmente el Oscar dando vida a una productora de televisión capaz de llegar a lo que sea por aumentar la audiencia. En 1978 protagoniza 'Los ojos de Laura Mars', una inquietante película de suspense de Irvin Kershner, y en 1979 trabaja junto a Jon Voight en 'El campeón', a las órdenes del italiano Franco Zeffirelli.

En los 80 su carrera decae porque es seleccionada para papeles de perfil más bajo, haciendo a la vez muchas apariciones en televisión, cosa que intenta compensar con su regreso al teatro. Su interpretación en 'Queridísima mamá' (1981), donde daba vida a Joan Crawford, llena toda la década. En 1987 protagoniza junto a Mickey Rourke 'El borracho', que un tiempo pareció que le podía devolver la popularidad perdida. Tampoco los 90 fue una buena década con respecto al cine, y la actriz sigue refugiada en el teatro. De aquellos años son películas como 'Don Juan de Marco' (1994), 'La trampa del caimán' (1996), 'Cámara sellada' (1996) o 'En brazos de la mujer madura' (1997), que rueda en España a las órdenes de Manuel Lombardero junto a Juan Diego Botto. Y en 1999 trabaja en 'El secreto de Thomas Crown', remake de 'El caso de Thomas Crawn' de sus inicios, pero ahora con un personaje más secundario.

El siglo XXI lo inaugura con 'La otra cara del crimen', de James Gray, interviniendo también en 'Los fantasmas nunca duermen' (2005), 'Flick' (2008) o 'Nunca digas su nombre', (2018), años en los que poco a poco se ha ido alejando de la pantalla. En 2001 dirigió el cortometraje 'The Yellow Bird', que también escribió, y se ha involucrado en la producción de cuatro títulos, como 'Master Class' en 2001, un biopic de Maria Callas, protagonizado, producido y escrito también por Dunaway. A lo largo de su trayectoria, su talento interpretativo ha estado siempre muy por encima de su obra.

Además de sonados romances con Marcello Mastroianni o Lenny Bruce, Faye Dunaway se ha casado en dos ocasiones: La primera en 1974 con el cantante Peter Wolf, líder del grupo de rock J. Geils Band, del que se divorció en 1979. Después contraería matrimonio en 1983 con el fotógrafo Terry O'Neill, con quien tendría a su único hijo, llamado Liam. Terry y Faye se separarían en 1987.