Cifras de guerra

José Luis Reina
JOSÉ LUIS REINA

En los últimos 7 días, 73 personas han muerto en la ruta canaria, también conocida como ruta de la muerte, probablemente la más peligrosa del mundo. En un fantástico hilo muy explicativo, contundente y duro, Txema Santana explicó algunas claves sobre este drama al que tristemente nos hemos acostumbrado pero que no deja de ser un verdadero fracaso colectivo que está acabando con la vida de centenares de personas, cuyos cuerpos, como regla general, se los traga el fondo del mar sin más pistas que el último adiós en tierra.

Como explicaba Santana, a estas alturas del año el registro de llegadas supera las 7.200 personas, la cifra más alta de la década con diferencia. Es cierto que hasta finales de febrero la mayoría de los rescatados procedían de Marruecos, una tendencia que ha cambiado abriendo el abanico a numerosas nacionalidades, y seguramente motivado por esa reconciliación de España con el reino de Mohamed VI.

Mali, Senegal, Gambia, Conakry o Costa de Marfil predomina, aunque también Nigeria o Ghana. Como apunta Txema Santana, y esto es un dato interesante, las neumáticas le han ganado el terreno a los cayucos y a las pateras, lo que aumenta considerablemente el riesgo de muerte a bordo.

Y las cifras, tremendas, así lo demuestran. 73 historias de esperanza, de la búsqueda de una vida mejor, en solo siete días. Niños, mujeres, hombres. Una tragedia equiparable a cualquier guerra cruel. ¿Qué está haciendo Europa al respecto? ¿Y África? ¿Cuántos muertos reales hay que no hemos contabilizado? ¿Cuántos niños más tienen que morir?