Bolaños conversa con Lesmes este jueves durante la toma de posesión de los nuevos magistrados del Constitucional. / Efe

Optimismo en el Poder Judicial ante un próximo acuerdo para su renovación

En la Moncloa rebajan las expectativas e insisten en que no hay avances pese a que los contactos con el PP continúan

María Eugenia Alonso
MARÍA EUGENIA ALONSO Madrid

En el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) se muestran confiados en que su renovación se hará de forma inminente, tanto que hasta la esperan para antes de Navidad. Fuentes del órgano de gobierno de los jueces ven posible que el PSOE y el PP puedan desastacar el pacto y llegar a un acuerdo en «dos semanas». El próximo 4 de diciembre se cumplen tres años desde que caducase el mandato del CGPJ sin que los dos principales partidos se hayan puesto de acuerdo por el momento para designar a sus veinte vocales.

Tras conocer el pacto alcanzado para renovar a cuatro magistrados del Tribunal Constitucional, el Defensor del Pueblo y el Tribunal de Cuentas, desde el Consejo se vio ya la luz al final de túnel. Sin embargo, fuentes del Gobierno conocederas de las negociaciones confirman que, hoy por hoy, las posiciones siguen enrocadas. Los contactos no se han interrumpido, pero no hay avances y en la Moncloa no prevén un desenlace tan inminente. «No hay nada», insisten.

Los populares siguen poniendo como condición que se reforme la Ley Orgánica del Poder Judicial para que en el próximo proceso de renovación del órgano los jueces elijan directamente a sus compañeros, a los doce miembros del turno judicial, en base a los estandares europeos. Exigencia que reiteró este jueves el vicesecretario de Comunicación, Pablo Montesinos. «Es lo que piden las instituciones europeas y lo que reclaman la inmensa mayoría de los jueces», afirmó en una entrevista en TVE.

Los conservadores insisten en una condición que el Gobierno no está dispuesto a satisfacer. Los socialistas defienden que el modelo actual tiene toda la legitimidad y el carácter democrático porque la selección de los veinte vocales del CGPJ requiere un amplio consenso del Parlamento a través de una mayoría cualificada, de tres quintos, y, además, los candidatos son preseleccionados por los propios jueces.

Sin excusas

El portavoz del PSOEen el Congreso, Héctor Gómez, abrió la semana pasada la puerta a estudiar modificaciones de la ley más adelante, pero no ahora. «Estamos abiertos a atender cualquier otra propuesta de cara al futuro, pero en este momento –incidió– hay mandato constitucional sobre el que tenemos que actuar».

La salida que le queda a los populares, insisten en el PSOE, es que «cumpla con la Constitución» y proceda a la renovación del Poder Judicial sin más «excusas». «Estamos trabajando, y yo voy a seguir trabajando, para que renovemos el Consejo porque es cumplir la ley», aseguró el ministro de Presidencia, Félix Bolaños, encargado de la interlocución con el PP.

En el principal partido de la oposición consideran que el pacto ya estaría hecho si quisiera el Gobierno. «Solo hace falta que se cumpla lo que decía el propio Pedro Sánchez en campaña», apuntan. Pero si ninguna de las dos formaciones cede en sus planteamientos de partida, la renovación del CGPJ se antoja imposible por más que en el órgano constitucional apremien por salir de la interinidad.